Las fresas son las principales estrellas de muchos de los postres en el verano y en los que generalmente solemos preferir, y es que muy pocas personas se pueden resistir a las fresas y su exquisito sabor. Esta maravillosa fruta nos regala el servirnos para preparar batidos, granizados y deliciosos helados ideales para combatir el calor.

Tiene múltiples propiedades nutricionales que no solo benefician nuestra salud y la de nuestros niños, sino también es muy utilizada por los variados a nuestra belleza.

Entre sus propiedades nutricionales destacan que contiene muy bajos niveles de carbohidratos, siendo su índice glicémico bajo.

Anuncios
Anuncios

Ricas en fibra soluble lo que nos ayuda a prevenir el estreñimiento. Gran antioxidante, además que benéfica la salud de nuestros ojos ya que en ella se encuentran la zeaxantina y la luteína, que nos ayudan a prevenir enfermedades degenerativas.

Posee un efecto antiinflamatorio, por su contenido de ácido salicílico. También su contenido en vitamina C favorece la producción de colágeno, ayudándonos a mantener una piel sana y joven. Y no podemos olvidar que las fresas por su contenido en xilitol nos ayuda a tener una mejor salud oral, ya que se demostró que el xilitol es eficaz para reducir la placa bacteriana, entre otros beneficios.

A continuación te regalamos una receta de cómo prepara sorbete de fresa con tan solo 3 ingredientes, sin azúcar y para preparar rápidamente.

Ingredientes:

  • ¾ de taza de yogurt griego sin endulzantes o yogurt normal.
  • ¼ taza de miel.
  • 5 tazas de fresas congeladas.

Preparación:

1- Combinar todos los ingredientes en la jarra de tu licuadora.

2- Encender la licuadora y revisar la consistencia.

3- La mezcla que se obtendrá debe ser suave y cremosa.

4- Tendremos como resultado un frozen yogurt suave o se puede llevar al congelador para obtener una textura más similar a la de un sorbete.

6- Podemos mantenerlo hasta por 1 mes en el congelador.

Anuncios

Puedes decorarlo agregándole unas rodajas de fresa en el borde del vaso para los niños, así como unas hojas de menta o hierbabuena en la superficie para compartir entre adultos. Es muy importante que tengamos en cuenta que la acidez del sorbete va a depender de que tan dulce este la fruta que se utilice, en este caso las fresas. Por ello antes de congelarlo, pruébalo y agrega miel hasta que obtengas el resultado que esperas. Esta es una receta ideal para el verano y que podemos realizar con distintas frutas como melocotones o piña congelada.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más