La aventurera Lara Croft está en una forma envidiable, lo que la capacita para cualquier terreno y la protege en situaciones hostiles, llevándola a una pronta respuesta contra los ataques enemigos.

A esta forma se ha tenido que adaptar la actriz que la encarna en la última entrega, Alicia Vikander. Gracias a entrevistas y diversas aportaciones en redes sociales de la película, de ella misma y de su propio entrenador, sabemos cómo han sido esos meses antes de la película.

Una puesta a punto esforzada

La consecución de su forma para la película ha llevado 4 meses de trabajo. Su entrenador, que también lo es de su marido, es Magnus Lydback.

Y el método de trabajo lo dividió en dos momentos: un primero de musculación y un segundo de definición de la silueta.

Los entrenamientos, una vez que comenzaron el rodaje de Tomb Raider, comenzaban a las 4 de la mañana y se alargaban hasta el comienzo del maquillaje y preparación para la toma del día.

La dieta se adaptó a esa división. Así, la del primer momento equilibraba la cantidad proteínas, hidratos y grasas por igual. Se completaba con agua y chupitos de limón con jengibre y raíz de remolacha. La del segundo momento eliminaron los hidratos y las comidas pasaron a consistir en 25 gramos de proteínas y 50 de grasas saludables.

Complementos deportivos específicos

No todo es contornear silueta y definir músculos, por eso, para actuar debidamente, Alicia se enfrentó a entrenamientos específicos.

Las artes marciales, la escalada, el tiro con arco y ejercicios complementarios con máquinas, fueron una constante que la prepararon para ser una verdadera Lara Croft.

Cambios que remiten

Como cualquier deportista sabe, al abandonar las rutinas de entrenamiento y dieta, el cuerpo regresa a las condiciones de las que partió.

Alicia ya no luce la musculatura de la película, refinando sus formas femeninas, pero sí mantiene cierta ejercitación.

Esto supone un descanso y recuperación corporal que, sin duda, le ayudarán a sobrellevar las giras de presentación de sus trabajos. Además, ella no se ha abandonado, sino que sigue un ritmo distinto al que tuvo que soportar.

Un nuevo inicio para la joven Lara

Con esta película se adapta el juego de 2013 y se le da a la protagonista un nuevo origen. La película ofrece los primeros pasos de esta arqueóloga que intenta saber más de su padre y limpiar su nombre.

Los jugones han reconocido que la película, a partir de cierto punto, sigue bastante fielmente el videojuego, recogiendo de este algunas escenas bien reconocibles.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!