Para realizar la receta de sopa de miso (y muchas otras) es muy recomendable hacer un caldo dashi para aportarle sabor. Este caldo hace de base de numerosas Recetas japonesas y es por eso que vamos a introducir en este artículo cómo se hace gracias a la web Japonismo.

Hay muchos tipos de caldos dashi al igual que hay muchas maneras de cocinar el udon y en general, todos los platos. No obstante, aquí os vamos a poner la receta más tradicional que está formada de alga konbu y de copos de bonito seco que en japonés se llama katsuobushi. No os preocupéis porque es un caldo ligero por lo que no resulta pesado.

Si la necesitáis para la sopa de miso, ¡adelante! Sin embargo, también se puede utilizar para hacer guisos y para hacer carnes.

Receta del caldo dashi

Esta receta es muy sencilla de hacer y lo único tedioso es que lleva 25 minutos hacerla. Con las cantidades que os ponemos a continuación, podéis hacer caldo dashi para 4 personas.

Ingredientes del caldo dashi

  • 1 litro de agua
  • 20 gramos de alga konbu seca
  • 30 gramos de copos de bonito seco (katsuobushi)

Consejos del caldo dashi

No debéis asustaros ya que el caldo dashi es como cualquier otro caldo. ¿Esto que quiere decir? Lo mejor es aprovechar y hacer bastante. Así podréis congelarlo y utilizarlo en otra ocasión, como haríais con el caldo de pollo o de los garbanzos. Eso sí, recordad que lo mejor es congelarlo en pequeñas porciones no vaya a ser que luego quiera sacar un poco y ¡tengas que sacarlo todo!

Lo mejor es hacerlo en la manera tradicional que es esta que acabamos de comer (con estos ingredientes). Sin embargo, hay una manera de hacerlo mucho más sencilla pero claro, no termina de ser tan sano. Para ello solo necesitamos comprar dashi en polvo. La verdad es que si no dispones de mucho tiempo, esta opción (el camino corto) es la mejor. Es como utilizar una pastilla de Avecrem de toda la vida.

Ahora bien, entremos en materia. Para hacer el caldo dashi necesitamos mezclar cuatro gramos (una cucharada y tres cuartos) de polvos en 600 mililitros de agua. Hecho esto, ya estaría el dashi preparado para utilizar en la sopa de miso. Si no tenemos ni uno ni otro, podemos utilizar agua aunque si podéis, mejor dashi.

Preparación del caldo dashi

Debemos poner las algas a remojo durante 10 o 20 minutos para que se vuelva a hidratar.

Después lo metemos en una pota con agua a fuego medio hasta que esté a punto de hervir. Justo en ese momento, retiramos las algas.

Después añadimos los copos de bonito secos, bajamos un poco el fuego y vamos limpiando la espuma que vaya apareciendo con una espumadera.

A los pocos minutos debemos apagar el fuego y dejar el caldo en reposo. Al estar en reposo, las algas irán poco a poco cayendo hacia el fondo de la pota. Cuando estén en el fondo, colamos el agua y ese será el caldo que usaremos para otras recetas llamado caldo dashi.

Sigue la página Recetas
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!