En la primera parte se realizó un análisis inicial de donde y como vienen los sedimentos en su forma natural, y como estos se van depositando en el pasar del tiempo en el fondo de los recipientes, dando problemas a la hora de cualquier tipo de procedimiento que se vaya a utilizar para medir lo que se requiera. Puesto que, los resultados que se puedan lograr obtener no serán confiables, así como también saber y conocer los métodos para calcular el agua libre suspendida entre el crudo

Es por eso que se da inicio en esta segunda parte con la particularidad adicional que deberá contar la plomada para medir en este caso los niveles de sedimentos, y así poder sincerar y restar dichos sedimentos con el fluido real interno en el recipiente para poder tener una medida real.

Equipo requerido para medir el nivel de sedimentos.

  1. Cinta de medición con la plomada achatada.
  2. Trapos y solvente.

Procedimiento para medir el nivel de sedimentos

Antes de dar la explicación técnica para con este procedimiento es importante informar la característica que debe tener esta plomada achatada, es decir dicha plomada en la punta debe tener soldada una plancha de bronce de 3” (7,5 cms). Pasos para con este procedimiento:

  • Baje lentamente con la plomada achatada hasta tocar suavemente el sedimento, y tome la lectura de la cinta introducida (CI), justamente en el punto de referencia.
  • Para obtener la medida de la altura del sedimento (HS) en el fondo del tanque, reste a la altura de referencia (HR) la medida anterior de la cinta introducida (CI). Ver formula siguiente HS = HR – CI.
  • Para obtener un perfil general del deposito de los sedimentos en el fondo de los tanques, se debe utilizar las diferentes bocas ubicadas en el techo para medir la altura del sedimento en varios puntos.

Generalidades sobre medición.

En resumen, se necesita un estudio profundo de cada caso en el que se requiera una medición confiable o de alta precisión.

Así mismo, el mantenimiento de patrones, la certificación de los sistemas de medición y el registro de los datos que permiten analizar la evolución de esos sistemas. Todo ello agrupado bajo el concepto de gerencia de medición, es indispensable para garantizar la confiabilidad de los datos usados para el control de la gestión de cualquier industria.

Es por eso lo importante sobre un plan de mantenimiento riguroso que se debe contar para intervenir según la planificación que se mencione, para dar confiabilidad operacional, de manera que en la parte III de esta información técnica se dará a conocer un ejemplo real sobre un plan de mantenimiento y la ejecución del mismo para con un recipiente o tanque.

“Si no se mide lo que se hace, no se puede controlar y si no se puede controlar, no se puede dirigir y si no se puede dirigir no se puede mejorar”.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!