Muchas categorías pendientes de ser premiadas en la 92ª edición de los Oscar, actores y directores españoles entre los nominados, películas bélicas llenas de historias que rememoran las cicatrices del pasado -eso sí, tratadas con el humor suficiente para que se hagan amenas- y muchas reivindicaciones que se han hecho ya un clásico en cada gala del cine americano, celebrado en el Dolby Theatre de Los Ángeles.

Repasamos las reivindicaciones más sonadas de la gala de los Oscar en los últimos años, aquellas que más nos han conmovido y por las que debemos seguir luchando.

2015: Respeto por la comunidad mexicana en EE.UU.

El director mexicano, Alejandro Iñárritu, en el año 2015 triunfó en la gala de los premios Oscar con la película "Birdman", ganadora de cuatro premios de la Academia.

Tras alzarse con el premio como mejor director por dicha película, recordamos el speech que emocionó a la sala entera del Dolby Theatre y es que el actor decidió reclamar lo que llevaba tanto tiempo callando -y que gracias a ser un personaje público pudo compartirlo delante de millones de espectadores- siendo la voz de muchas gente que como él han sufrido o sufren discriminación por ser inmigrantes en EEUU.

2015: Brecha salarial de género

Recordamos también en el año 2015 a la actriz, Patricia Arquette, pidiendo en un emotivo discurso y lleno de empoderamiento femenino, una igualdad salarial entre hombres y mujeres en Estados Unidos.

La actriz recalcó la importancia de las mujeres en la sociedad y el poco valor que se muestra hacia las mismas no reconociendo lo suficientemente su trabajo -en este caso en la industria cinematográfica-.

El discurso fue un éxito y marcó un antes y un después ya que nadie se había pronunciado al respecto sobre este tema.

El público aclamó su intervención con gran ovación.

2016: Lazos marrones y diversidad racial en los Oscar

Un año más tarde, las luchas siguieron en la meca de Hollywood y se puso voz a otro tema que preocupaba y sigue preocupando a la sociedad americana y es la ausencia de nominados negros o de origen latino en las candidaturas.

Dicha polémica desató la protesta de actores como Will Smith, que declinó asistir a la gala, y la proliferación de lazos marrones reivindicando la diversidad racial y la visibilidad de las minorías.

2017: Mensaje a Trump y su ley contra la inmigración

Tras las numerosas intervenciones del Presidente de los Estados Unidos anunciando la construcción del muro que separase México de Estados Unidos, los actores latinoamericanos se indignaban a pasos agigantados y su paciencia se agotó por completo. Tanto es así que en el año 2017 también hubo protestas contra las continuas humillaciones del Presidente y su manera tan inhumana de proceder con los hispanos.

El actor mexicano Gael García Bernal, aprovechó la ocasión que tuvo de subir al escenario del Dolby Theatre para deleitarnos con uno de los mensajes reivindicativos más poderosos de la noche contra Trump y su ley contra la inmigración.

2018: El #MeToo sonó fuerte en los Oscar

Salma Hayek, Ashley Judd y Annabella Sciorra, tres actrices que fueron víctimas de acoso sexual por parte del denostado productor Harvey Weinstein, reivindicaron el movimiento 'Me Too’.

Este poderoso movimiento surgió a finales del año 2017 tras la aparición de numerosos casos de acoso sexual y abusos sexuales en Hollywood por el cineasta Weinstein.

2019: Inmigración hispana y Jose Andrés

Diego Luna y José Andrés protagonizaron uno de los momentos más emotivos de los Oscar el pasado año 2019. El prestigioso chef pronunció unas emocionantes palabras tras presentar la película "Roma" de Alfonso Cuarón, recordando la importancia de los inmigrantes y la mujer en la sociedad.

José Andrés: "Y esta preciosa e íntima película, que da voz a quienes no la tienen, nos recuerda la comprensión y compasión que todos le debemos a las personas invisibles de nuestras vidas: inmigrantes y mujeres que hacen que la humanidad avance".

2020: Un vestido lleno de directoras mujeres

Y este año 2020 en la 92ª edición de los Oscar por fin surgió una idea de lo más original y creativa por parte de Natalie Portman cuya reivindicación fue distinta al resto. La actriz apareció en la alfombra roja del Dolby Theatre con un vestido dorado cubierto por una capa negra muy elegante. La capa iba bordada con los nombres de distintas directoras de cine estadounidense -y ausentes en los premios. De esta manera la actriz reivindicaba la nula aparición de mujeres nominadas en la categoría a Mejor Director.

Sigue la página Arte
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!