Un nuevo giro ha tomado la decisión del gobierno de Pedro Sánchez para sacar los restos de Francisco Franco del Valle de los Caídos. Y que puede suponer una decisión muy difícil de tomar para la monarquía española, porque el prior del centro religioso situado en el Valle de Guadarrama acaba de tomar la decisión que estaría de acuerdo con esta medida si fuese respaldada por una orden que procediese del Rey de España, Felipe VI.

Esta decisión religiosa la ha meditado junto a sus compañeros de la comunidad benedictina de Cuelgamuros. Porque la ejecución de este plan para retirar los restos del anterior jefe de estado depende de sus sacerdotes y este es un factor que está meditando el nuevo gobierno del PSOE.

En este sentido, el prior del Valle de los Caídos, Santiago Cantera, ha recordado que quien les entregó la custodia del cuerpo de Franco fue precisamente el rey Juan Carlos I. Como consecuencia de esta actuación, apunta a que esta decisión estaría directamente vinculada a la decisión que deberá tomar en los próximos días la Jefatura de Estado.

Dejan al Rey de España ante una decisión muy compleja de tomar

Si bien la decisión del religioso parece indicar que está de acuerdo con la salida del cuerpo del general, también puede tratarse de una compleja estrategia para involucrar a la Casa Real española. Sabiendo que puede enemistarse con un buen número de militares que estos días han lazando una proclama en defensa de la memoria del dictador.

Con lo cual, la postura de Felipe VI se mantendría entre dos corrientes antagónicas. Porque o bien contentaría a los sectores del ejército o por el contrario a las fuerzas progresistas que están detrás de la medida de sacar a Franco del templo religioso. Sin que pueda posicionarse en un término medio que pudiese contentar a ambas partes.

Los religiosos no desean involucrar al Vaticano en tan espinoso tema

De todas formas, uno de los objetivos por parte de los religiosos que custodian el del Valle de los Caídos es que al final este tema no afecta a las relaciones con el Vaticano. Porque desde círculos muy próximos al actual Papa Francisco, se ha matizado que es una decisión que es competencia única y exclusivamente de las autoridades españolas.

En este sentido, el Papa no ha dicho nada sobre cuál sería la postura que debería tomarse en los próximos días ya que tiene jurisdicción sobre este templo al tratarse de un lugar sagrado. Los familiares de Franco se están oponiendo a este traslado tan polémico que tiene dividida a la sociedad española.

Sigue la página Casa Real
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!