Los diferentes partidos empiezan a ver claro, entre otras cosas por el negativo y fuerte impacto social que están teniendo todos los casos de financiación ilegal que tienen que encontrar nuevas fuentes de financiación más allá de las subvenciones públicas, que ahora representan el 80% de sus ingresos.

En el marco de la Comisión para la Auditoria de la Calidad de la Democracia y la Lucha contra la Corrupción, los diferentes partidos políticos explican, desde el pasado miércoles 22 de marzo, y continuarán haciéndolo a lo largo de esta semana, sus formas de financiación y las propuestas alternativas que ofrecen sus formaciones.

Todos coinciden en la necesidad de incentivar la financiación privada. Carmen Navarro, tesorera nacional del PP, apuesta por la necesidad de reforzar el anonimato de los donantes privados, pues según ella muchas personas pueden sentirse incomodadas si se hace pública su donación a un determinado partido.

El gerente del PSOE, Gregorio Martínez, apuesta por la expansión del uso del crowdfunding o micromecenazgo, tal y como parodójicamente está haciendo ahora mismo, el candidato a volver a presidir su partido Pedro Sánchez, con la repulsa de la dirección del PSOE.

Daniel Fuentes, responsable de finanzas de Podemos, apuesta también por los incentivos fiscales para el micromecenazgo, además mantiene que es muy importante poner un límite al endeudamiento de los partidos.

Por su parte, Carlos Cuadrado, representante de Ciudadanos, mantiene que hay que apostar por la financiación privada para reducir el impacto de los partidos sobre el erario público.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!