Algunas personas pueden absorber la energía directamente de uno con cada interacción. Estas personas son las que se pudieran llamar "gente toxica". Tal vez son demasiado cínicos, egocéntricos o hablan mucho. Pero, cualquier sea la razón, cuando terminas una conversación con ellas, estás agotado.

Conoce más sobre estas las formas de lidiar con este tipo de personas.

Probablemente tengas una imagen de una persona en tu cabeza ahora mismo. Tal vez sea un colega, amigo o familiar. No importa quién sea, puedes disminuir tu energía cuando te encuentres en presencia de estas personas que algunos llaman también tóxicas.

Aquí hay algunas maneras geniales [VIDEO]de proteger tu cordura, alma y espíritu de estas personas:

1. Crear límites

Necesitas límites saludables en todas las relaciones.

Pero, con alguien que consume tu energía, es aún más crítico.

Es bueno crear límites antes de encontrarte con personas agotadoras, mientras sea posible. Si sabes que pasarás tiempo con ellos, no te queda más remedio que trabajar duro en esa interacción. Pero, trata de seguir estás sencillas reglas.

Establecer un límite de tiempo para las conversaciones

Si sabes que puedes manejar unos 30 minutos con ellas, comienza a finiquitar las cosas después de 20 minutos para tener tiempo de terminar la conversación de forma natural. Trata de pararte a una cierta distancia de la persona, si sabes que un acercamiento a ella te traerá cosas negativas. Permitir que las personas entren a tu espacio personal puede cambiar tus niveles de energía. Asegúrate de mantener una distancia segura.

Al establecer límites saludables, estás protegiendo la mente y espíritu y evitando problemas personales futuros.

2. Practica el autocuidado

Crear prácticas diarias de cuidado personal es vital para su salud en general. Practica el auto cuidado centrándose en el bienestar físico, mental y emocional. Si se tiene una mentalidad saludable, se está mejor equipado para tratar con personas negativas y agotadoras. El cuidado personal ayuda a evitar el agotamiento, disminuye el estrés [VIDEO] y ayuda a concentrarse.

3. Tratar de ser directo

Las personas muy agotadoras no entienden la ambigüedad. Sé directo.

Diles exactamente lo que necesitan escuchar, ya que solo puede alimentar su capacidad de convertirse en una víctima y fomentar la negatividad. Esto no te da el derecho de ser malo. Se amable. Usa palabras suaves, un tono uniforme y volumen suave en la voz mientras brinda una comunicación directa.

3. Felicítalos

A veces, las personas que hablan mucho, necesitan que los demás les digan cosas buenas de ellos mismos. Puedes ayudarlos a ser más optimistas felicitándolos y disminuyendo el nivel general de negatividad en la conversación.

Si estás dispuesto a incorporarlos y a decir afirmaciones positivas sobre su carácter, puedes verlos en formas y actitudes nuevas que creías que no era posible.

4. Sé reservado

Una de las mejores formas de protegerse de las personas que agotan mucho es no compartir demasiado con ellos. Si compartes con una persona muy agotadora, probablemente emitirán juicios y críticas, lo que puede hacerte sentir mal por tus decisiones. No dejes que te quiten tu alegría.