Begin
5

Limpia tus oídos

El alcohol etílico además es capaz de limpiar nuestros oídos, para ello es necesario humedecer un bastoncillo con una mezcla de alcohol y vinagre blanco en partes iguales. Una vez tenemos el bastoncillo impregnado, debemos humedecer nuestros oídos con suavidad y al cabo de unos instantes comprobaremos cómo la suciedad se desliza.