La Guardia Civil en Murcia, investiga los abusos sexuales de los que fuese víctima una menor de 16 años tras haber asistido a las fiestas de la Feria de Cehegín. Esto fue lo denunciado por su madre ante las autoridades de la localidad. El hecho concreto se pudo conocer luego de que la progenitora se dirigiera hasta las instalaciones donde se realizaban las celebraciones a buscar a su hija, quien se encontró con un amigo previo acuerdo. La joven fue llevada hasta una barraca bastante mareada, vio cómo le hacían tocamientos y posteriormente se quedó dormida sin recordar nada más.

De acuerdo a los relatos ofrecidos por la madre a la guardia, se conoció que la joven logró recobrar un poco el conocimiento cierto tiempo después y fue cuando pudo dirigirse hasta el puesto de protección civil.

Allí relató lo que le había sucedido y pidió que llamaran a su madre para posteriormente ser llevada a un centro asistencial.

Mayor vigilancia

José Rafael Rocamora, alcalde de Cehegín, mostró su disposición para evitar este tipo de hechos de abuso en estos recintos feriales, por lo que pidió la instalación de punto morados de atención a posibles víctimas, los cuales serán atendidos por protección civil y la policía local.

La joven de 16 años, se sintió mareada tras encontrarse con unos amigos, no recuerda detalles de lo sucedido, solo que la tocaban en sus partes íntimas. Posteriormente logró zafarse hasta dirigirse al punto violeta de atención dispuesto por el ayuntamiento para atender tales denuncias.

Hasta ahora se desconocen mayores detalles del hecho, sin embargo se conoció que las autoridades lograron aprehender a tres menores de edad entre 15 y 17 años.

Estos jóvenes estarían involucrados en varios actos similares en contra de personas que frecuentan estos recintos feriales.

Tras las investigaciones que ya se tienen adelantadas, se conoció que en las venideras festividades se evitarán las barracas en estos recintos de fiesta. Generalmente suelen ser los lugares en donde se reúnen los jóvenes a realizar incluso, actividades no permitidas.

Pruebas toxicológicas

La joven recibió atención médica en el Hospital de Caravaca en donde le realizaron las pruebas toxicológicas pertinentes, determinando así que había consumo de barbitúricos. Estas sustancias le causaron mareos y pérdida temporal de conocimiento. Los barbitúricos son medicamentos que fungen como calmantes y sedantes del sistema nervioso central, ocasionando una completa relajación y disminuyendo la actividad mental y muscular de la persona que los consume.

Se conocen de estos medicamentos, sus efectos eufóricos, por lo que suelen ser usados como hipnóticos en casos de sedación necesaria y medicada. No son difíciles de conseguir en algunas farmacias por lo que se presume que esté siendo utilizada por muchas personas para cometer este tipo de actos como el que sufrió la joven en el recinto ferial.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!