Las personas a bordo del Aquarius y de las otras dos embarcaciones italianas llegaron a Puerto de Valencia, en total son 630 inmigrantes rescatados en el Mediterráneo, los cuales manifestaron su intención de querer solicitar asilo. Así lo informó la Comisión Española de Ayuda al Refugiado, CEAR.

La coordinadora de los servicios jurídicos de CEAR, Paloma Favieres, explicó que los inmigrantes llegaron a Valencia y se les dio la oportunidad de pedir asilo, y además de esto, se le preguntó si querían quedarse en España o irse hasta Francia, que también ofreció darles acogida algunos de los refugiados.

Los refugiados tienen dos opciones: España y Francia

España ofreció a los refugiados un período de 45 días de estadía por razones humanitarias y cuando los inmigrantes llegaron al Puerto español, se les preguntó si querían irse a Francia, pero muchos se mostraron confusos y no pudieron responder al momento.

Algunos preguntaron qué cuál de los sitios era mejor, pues estaban realmente aturdidos.

Según la coordinadora de los servicios de CEAR, la mitad de los inmigrantes decidió quedarse en España y unos 300 manifestaron su deseo de trasladarse a Francia. Es este tiempo de estadía en España, a los refugiados se le brindará apoyo en cuanto a temas jurídicos y sociales.

Ahora el trabajo será para el Ministerio del Interior, institución encargada de revisar los casos de asilos para verificar que los solicitantes puedan otorgarles el asilo por persecución en su país de origen. Esto en muchos casos es difícil de demostrar ya que algunos refugiados no cuentan con su documentación en regla.

Los inmigrantes llegan al Puerto de Valencia

La travesía del Aquarius y las otras dos embarcaciones [VIDEO] llegó a su fin este domingo cuando llegaron al Puerto de Valencia, luego de haber viajado por el mar durante 8 días.

En las embarcaciones iba un total de 2.300 personas que incluían voluntarios, policías, traductores; además de las 630 inmigrantes.

Después de que Italia y Malta [VIDEO] se negaron acoger a los refugiados, el gobierno español decidió darle alojamiento por un tiempo a los inmigrantes, las autoridades españolas les dieron la bienvenida a los refugiados en el Puerto de Valencia.

A las 6:30 lograron visualizar la entrada de las embarcaciones, y cuando por fin los tripulantes pisaron tierra española, la emoción se vio reflejada en sus caras y en los cantos que entonaban. Los médicos empezaron a examinar el estado de salud de las personas e informaron que la mayoría estaban en condición estable, a pesar de la difícil travesía por el mar.

El asilo es un derecho de todas las personas refugiadas, pero no es de todos los inmigrantes, ya que a no todos se le da acceso al procedimiento y además deben cumplir con las condiciones necesarias para ser aprobados.