Bien sea en las vacaciones o simplemente los fines de semana, suele suceder que no encontramos como hacer que los niños [VIDEO] se diviertan y aprendan en casa, sin gastar.. Pues haciendo uso de nuestra imaginación veamos cómo podemos hacer esas tardes creativas.

En la cocina

Sin necesidad de que estén cerca del fuego o que manipulen objetos peligrosos, podemos hacer que nuestros Niños nos ayuden en tareas sencillas como lavar las frutas o verduras que se van a consumir, organizar cucharas y tazas en el gabinete, ayudar en ciertas recetas que le resultarán divertidas como darle forma a unas galletas, colocar las chispas de chocolate o espolvorearlas con nevazúcar .

Este tipo de actividades les ayudará a desarrollar la creatividad y la motricidad fina, además de que se puede aprovechar de enseñarles a que aprendan a aprovechar al máximo los alimentos.

En el jardín

Pueden sembrar y regar plantas o hacer germinadores, buscar a manera de un tesoro escondido objetos metálicos dentro del jardín, hacer una tarde de picnic o aprender cómo funcionan ciertos ciclos de la naturaleza. Hacer ejercicios al aire libre, hacer una carrera de patinaje o bicicleta también son actividades atractivas para los niños, que puede ayudarles a desarrollar la concentración, el interés por su entorno, analizar situaciones y el razonamiento lógico y evitar el sedentarismo.

Dentro de la casa

En los diferentes ambientes, bien puede ser en la sala o en la habitación se pueden llevar a cabo diversas actividades, todo depende de nuestra imaginación y de lo que dispongamos en casa, aunque puede trabajarse con material de reciclaje.

Las manualidades tienden a ser muy entretenidas y les ayuda a desarrollar su creatividad y aprenden a trabajar en equipo, se pueden hacer títeres o pinturas, sombreros o aviones de papel o un rompecabezas.Jugar al escondido o montar un campamento en la sala, hacer una tarde de spa, ver una película o un álbum o vídeo de fotos son actividades que también puede resultar entretenidas.

También pueden cantar [VIDEO]y bailar y organizar un show de talento o una obra de teatro, simplemente leer un libro de cuento o poesías o jugar a deletrear. Jugar a escribir un cuento o hacer juegos de preguntas, estas actividades pueden a ayudarlos a desarrollar su autonomía y empatía, al igual que los ayudan a descubrir nuevas emociones y a fortalecer su vocabulario.

Lo importante es tratar de que se entretengan en casa, hacer unas tardes creativas y divertidas, a la vez que aprendan con lo que se tiene a la mano.