Si por algo no pasa Sálvame es por ser un lugar donde lo comedido goce de un lugar reservado y donde los colaboradores traten de evitar todo tipo de conflictos en busca de un producto final que en Televisión denominamos "blanco" y que tiene como fin entretener de buenas formas a los espectadores. Ni mucho menos.

De hecho, si tuviéramos que calificar el tipo de programa o espectáculo que cada tarde realizan los protagonistas del formato rosa más antiguo de la parrilla televisiva patria sería de "negro" dada la cantidad de veces que se sobrepasan todas las fronteras del buen gusto en busca de un show que poco o nada tiene que ver a menudo con informar sobre la crónica social.

Así es hasta el punto en el que son las rencillas de los propios colaboradores y tertulianos las que ocupan la gran parte del programa habiéndose sustituido las historias de los famosos "de verdad" por la de los protagonistas de un show que, eso sí, resulta tremendamente lucrativo a la empresa que religiosamente les pasa las nóminas a finales de cada mes.

El show de Sálvame

Un buen ejemplo de ello ha sido el último capítulo que ha tenido como protagonista a uno de esos colaboradores secundarios que todavía no goza de un sillón fijo y diario como los Belén Esteban, María Patiño, Kiko Hernández o Mila Ximénez, precisamente contra todos estos "privilegiados" del programa.

Hablamos de Antonio Tejado, quien en las últimas horas era protagonista de la crónica rosa de Sálvame tras conocerse que tras dos años rompía su relación sentimental con su novia [VIDEO] y de que esta hubiera deslizado que estaba en posesión de "20.000 bombas" sobre su ya ex novio.

Algo que, como no podía ser de otra manera, interesaba y de qué manera al programa, por lo que no tardaba en ponerse en contacto con ella. Eso sí, cuando lo hacía, parece ser, era ya demasiado tarde. Esta había cambiado su tono y su discurso haciendo presagiar que algo había pasado entre los protagonistas de este nuevo culebrón que promete seguir dejando tardes de gloria en Sálvame.

Traiciones en Sálvame

Era entonces cuando tanto Kiko Hernández primero, como Mila Ximénez después y también Belén Esteban a la postre, revelaban que estos dos habían llegado a una suerte de acuerdo para que no vieran la luz los pasajes más delicados de la intimidad de ambos o, al menos, del colaborador de este programa.

Y es que, al parecer, varios de los tertulianos titulares le habrían pillado 'pactando [VIDEO]' con su ex esa marcha atrás. Lejos de cubrirle, sus 'colegas' le delataban provocando que Tejado se dirigiera ante ellos al grito de "¿Por qué sois tan cerdos? ¡Me han traicionado!".