3

Aunque abrazar un árbol parezca una idiotez, está científicamente probado que abrazar árboles puede beneficiar a tu salud, y no solo la tuya sino que también es beneficioso para la naturaleza.

Muchas culturas antiguas mantienen que la naturaleza es beneficiosa para nosotros, y que en especial estar cerca o estar en contacto con ellos puede repercutir en beneficios para la salud y el bienestar de una persona.

Sin embargo, no son solo creencias. Está demostrado científicamente que estar en contacto con plantas y árboles es beneficioso para el ser humano  a nivel mental y físico. Los resultados de todos estos estudios se recogen en el libro “Blinded by Science” escrito por Matthen Silverstone.

El autor demuestra en el libro como las propiedades vibraciones de los aboles y plantas son capaces de crear un impacto positivo en nuestra salud.

Pero cada árbol y cada planta tienen diversos efectos para nuestra salud. Aquí se muestran algunos de los árboles que podemos encontrar en España y disfrutar de sus efectos curativos.

 

Los pinos:

Los pinos irradian energía Chi y nutren la sangre a la vez que fortalecen el sistema nervioso. Todo ello contribuye a tener prolongar la vida según esta creencia, ya que además alimentan el alma y el espíritu del ser humano.

 

Los cipreses y las acacias blancas:

Nutren la energía Yin y reducen el calor, es decir, son buenos para cuando tienes fiebre.

 

Los olmos y los ciruelos:

Son muy buenos para los nervios ya que tranquilizan la mente y los dolores de estómago por nervios.

Vídeos destacados del día

 

Los sauces y los espinos:

Ayudan a bajar la tensión sanguínea y ayudan con los problemas digestivos favoreciendo la liberación de gases. Además los espinos ayudan con la digestión, son geniales para las personas que sufren estreñimiento. Pero se dice que ambos árboles son buenos para la desintoxicación del cuerpo, para eliminar las toxinas presentes en el organismo.

 

Los abetos:

Son geniales para ayudar a la circulación sanguínea y favorecen la desaparición de moratones y soldar los huesos rotos.

 

Creo que esta terapia alternativa puede ser beneficiosa para nuestra salud y también para nuestra espiritualidad al estar en contacto con la naturaleza.