Unas nuevas elecciones no alterarían en mucho el panorama político nacional y Pedro Sánchez continuaría siendo presidente, si hemos de hacer caso a la última encuesta que el diario ABC ha publicado realizado en su portada y que ha sido realizada por la empresa de demoscopia GAD3.

Según se desprende de ella el PSOE se mantendría como primera fuerza política, con una leve bajada de escaños, siendo capaz de gobernar recurriendo a las ayudas de Podemos y de partidos nacionalistas que le mantienen actualmente en el gobierno. Los cambios de escaños de producirse una cita electoral reforzarían al PP y debilitarían algo a VOX mientras que Ciudadanos se mantendría, con que el centro derecha se encontraría en una situación análoga a la actual sin que se alterasen las presentes mayorías.

Bailes de escaños

De este modo según la encuesta de GAD3 y de celebrase elecciones hoy, la encuesta se realizó en los tres últimos días de septiembre y el primero de octubre, y en comparación con los resultados de las elecciones del 10 de noviembre de 2019. El PSOE obtendría 118 escaños, 2 menos de los que tiene actualmente, el PP subiría de 89 a 103, VOX perdería 6 para quedarse en 46, Podemos perdería otros tantos y se quedaría en 29, ERC sumaría 2 a sus 13 actuales y Ciudadanos solo soportaría la perdida de un escaño para quedarse en nueve. Del resto de partidos con representación parlamentaria salvo un escaño que pueda ganar el PNV el resto de partidos mantendrían su representación por lo que por la parte baja de la tabla la situación política no experimentaría cambios.

Todo encuadrado en esta encuesta que ha sido publicada por COPE y ABC.

Sin cambios en el panorama político

Los primeros análisis de este sondeo indican claramente que el panorama político español no se ve alterado significativamente, pues aunque según la encuesta PSOE y Podemos experimenten un retroceso este no es de la suficiente entidad para variar el actual sistema de alianzas y podrían volver a formar gobierno con los apoyos externos de partidos de corte separatista o regionalista del mismo modo que se mantienen hoy.

Por otro lado el bloque de centro-derecha no parece avanzar pues lo que parece existir es un baile de escaños de una formación política a otra pero sin romper su techo electoral, la oferta de PP, Cs y VOX no parece atraer al voto moderado y de centro que también vota al PSOE y que se ha mostrado decisivo en anteriores comicios para promover cambios de gobierno.

Es muy significativo que este estudio no refleje cambios en el apoyo a los partidos minoritarios y esto solo puede interpretarse de dos maneras: o todo el estudio se ha centrado en los partidos "grandes" ignorando a los pequeños o estos han conseguido unas bases electorales solidas que pueden ser escasas en número pero muy firmes que les permiten mantener su representación parlamentaria.

Desgaste insuficiente por la gestión de la pandemia

Es significativo a su vez que la encuesta también preguntara sobre la gestión del la pandemia de coronavirus y frente a la postura maniquea de buscar un cabeza de turco los encuestados han realizado un análisis más sutil pues se culpa del estado de la epidemia en España a tres factores principales:

  • El enfrentamiento entre administraciones y la incapacidad de coordinarse entre ellas para trabajar en conjunto, Madrid es el ejemplo sintomático.

  • La irresponsabilidad de los ciudadanos para tratar con el virus y la proliferación de actitudes temerarias e irresponsables.

  • La falta de previsión del gobierno para encarar esta segunda oleada.

Como se puede ver no se busca un único culpable y el encuestado es bastante reflexivo a la hora de interpretar la situación actual, por lo que el desgaste de la gestión de la pandemia incide en el gobierno de forma menor.

Pedro Sánchez también parece beneficiarse de la escasa reacción a sus pactos con populistas y separatistas o de desplantes a la Casa Real, pues aunque estos movilicen con energía al espacio político de derechas, el de izquierda moderada parece satisfecho con ellos o simplemente los consiente y el espectro político de izquierda radical y nacionalista que apoya a estos partidos está más satisfecho aún, por lo que el desgaste electoral que viene desde un sector de la ciudadanía se compensa por el apoyo del otro sector.

Prevención sobre la fiabilidad demoscópica

Dado el evidente control que el PSOE mantiene sobre el Centro de Investigaciones Sociológicas, CIS, las encuestas de este organismo salen desprestigiadas en origen y tanto los partidos como los diferentes líderes de opinión las repelen de inicio, por ello más que esperarse al dictamen del CIS los distintos medios de comunicación recurren a empresas privadas de demoscopia para realizar sus propios estudios, encuestas que las más de las veces no coinciden en sus veredictos según sea el medio que las publique.

Es por ello que la publicación de encuestas debe entenderse siempre como una indicación y un baremo de la opinión pública pero no como un reflejo exacto de la realidad pues son muy numerosos los casos en que las encuestas no solo se han equivocado sino que su resultado ha sido el contrario al que se ha dado en la realidad ya finalizadas unas elecciones.

Existe una frase afortunada la respecto: "Las encuestas no son la opinión pública, solo son un termómetro de la opinión pública". Por ello, aunque esta encuesta de GAD3 para ABC y COPE de estos resultados, otras emitidas por otros medios pueden dar otros diferentes, su veredicto debe analizarse como un indicador no como un resultado electoral auténtico que es al cabo la única encuesta válida ante las que las demás perecen.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
Sigue la página Podemos
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!