Ada Colau ha roto a llorar este martes en pleno directo durante una entrevista en la emisora catalana de radio RAC 1. La recién elegida alcaldesa de la ciudad de Barcelona para un segundo mandato ha admitido entre lágrimas que en las últimas semana ha pensado seriamente en dejar el mundo de la política por el bien de sus dos hijos. Además, ha reconocido que no tiene ningún interés en volver a presentarse a unas elecciones municipales.

En el transcurso de su primera entrevista radiofónica tras ser reelegida, Colau, visiblemente cansada, ha asegurado que las semanas posteriores a los comicios locales del 26M han sido muy complicadas, especialmente por el tono duro que ERC ha adoptado en las negociaciones. Cabe recordar que el pasado sábado los independentistas le insultaron y le silbaron cuando salía del Ayuntamiento en dirección al Palau de la Generalitat después de su investidura, además de llamarla "traidora".

Este será su último mandato al frente del Consistorio barcelonés

La regidora de la capital catalana ha admitido en el espacio ‘El món de RAC1’, al que ha acudido como invitada, que, en más de una ocasión y durante estas semanas tan intensas, ha pensado en abandonar el mundo de la política. Pero el momento más duro ha sido cuando se ha acordado de sus pequeños y no ha podido evitar las lágrimas.

En ese instante, con Ada Colau rota y sin poder reprimir el llanto, el presentador del programa se ha visto obligado a interrumpir la conversación con la alcaldesa y ha dado paso a la publicidad.

¡No te pierdas las últimas noticias!
Haz clic en el tema que más te interese y te mantendremos al corriente con aquellas noticias que no debes perderte.
Podemos Televisión

Después, la primera edil de la Ciudad Condal ha pedido disculpas y ha explicado que las negociaciones para lograr un pacto que la llevara de nuevo a la Alcaldía han tenido "un alto coste personal". Además, confiesa que las críticas y las acusaciones que ha recibido no han sido fáciles de asimilar.

Para Colau, escuchar ciertos insultos como "puta, guarra y zorra" el día de su toma de posesión "fue muy duro".

Por ello, ha aprovechado para pedir a todos los partidos políticos que condenen lo sucedido el sábado en la Plaza de Sant Jaume. La líder de Barcelona en Comú no cree que las personas que la insultaron "representen al independentismo catalán" y lamenta que algunos la hayan acusado de tener un único objetivo: aferrarse al sillón de alcaldesa, aunque eso significara ser investida con el apoyo del PSC y de la plataforma liderada por Manuel Valls.

Por otro lado, Ada Colau no entiende los descalificativos hacia ella del candidato a la Alcaldía por ERC, Ernest Maragall, al que ha afeado llevar "tantos años en política" y haber formado parte del "aparato" socialista.

Ciudadanos rompe con Valls por apoyar a Ada Colau

Sobre el voto a su favor de los tres ediles de la plataforma de Manuel Valls, la alcaldesa de Barcelona reconoce que no le gusta tener ese tipo de apoyos.

Sin embargo, acepta gobernar con determinado tipo de contradicciones porque "no podía renunciar al objetivo de los ciudadanos que le habían votado" y "tenía todo el derecho" a presentarse a la investidura.

Además, Ada Colau ha recordado que este tipo de pactos no son nuevos y que se producen en muchas partes de España. Eso sí, no olvida que la campaña electoral de Valls estuvo orientada a que ella perdiese la Alcaldía. A pesar de todo, Colau se va a reunir con el ex primer ministro francés igual que se reunirá con todos los grupos municipales.

Sobre la ruptura de Ciudadanos con Manuel Valls, Colau opina que la formación naranja "se está acercando a la extrema derecha" de una manera demasiado fácil, lo que está provocado incomodidad entre varios miembros del partido de Albert Rivera. A la alcaldesa no le extrañaría que, al final, Cs acabe rompiéndose.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más