Un debate político bastante fuerte se hizo evidente cuando se dieron cita el PP y Rosa Mateo. Todo ocurrió en la Comisión Mixta de Control cuando la administradora provisional única de RTVE se alteró y de manera inesperada le dijo a un diputado algo parecido a un insulto.

Piden que Mateo abandone el cargo

Los diputados del PP ahora plantean que Mateo abandone el cargo ya que no tiene honorabilidad para desempeñarlo, ya que, según ellos, hay un descalabro en esa administración. Por ejemplo, mencionan el hecho de que Rosa Mateo presuntamente ha cometido un fraude y cree que es impune.

Una situación comprometedora fue en el momento cuando se preguntó a Mateo por una sociedad a la cual pertenece desde 1993.

Según las acusaciones, mediante esta sociedad Mateo evade impuestos y en esos asuntos el hijo de ella también ha tenido un papel.

Fue en este momento, cuando después de decir que no le contestaría por ese asunto a Moreno, que Mateo perdió el control y le dijo mezquino y miserable por meter a su hijo. Sin dudar tiene que intervenir Jordi Roca el presidente de la comisión y aclara que cualquier persona que falte el respeto no tendría la palabra.

Sin embargo, Roca pidió consideración para Mateo ya que cualquier madre se puede molestar cuando hablan de sus hijos y eso es algo que no debe hacerse. Pero esto no ha convencido a Moreno quien quiere que Mateo se disculpe al igual que Dolors Montserrat, aunque esta última quiere exigir a Rosa que pida perdón.

Las acusaciones a Mateo son muy serias, pero esta no se opone a que la investiguen, incluso dijo que pueden llamar a la Guardia Civil para que se la lleven. Ella también afirmó que todo eso que han planteado es un insulto y una difamación, incluso en las redes sociales y asegura que es una artillería del PP.

Mateo dicen que le quieren dañar su legitimidad

En cambio, los portavoces de otros partidos como el PSOE, Ciudadanos y Unidos Podemos, quieren bajar el tono de la confrontación y promover el respeto en la televisión pública. Por ejemplo, Noelia Vera opinó que se debería debatir con madurez y bajar el tono.

Por parte de Ciudadanos, le han pedido a Mateo que no emita opiniones de desprestigio a otros representantes políticos. Una expresión que le han pedido que no diga más es ‘teatrillo’, ya que hasta para ella misma eso es un insulto.

Según Mateo algunos están aprovechando para tirarle al Partido Socialista, pero eso no le va a afectar. Pero Moreno insiste en que no se puede tener una administradora que miente y le ha aconsejado a que renuncie, que muestre su realidad fiscal y que se vaya a su jardín.

Mateo no se quedó callada y afirmó que ella no va a dimitir pero que sí ha llamado al concurso público y no va a permitir que le dañen su legitimidad.

Sigue la página Podemos
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!