Pedro Sánchez ha aprovechado el acto celebrado esta mañana en la Casa de América, en el que ha hecho balance de los primeros cien días de gobierno, para comunicar su intención de llevar a cabo una reforma constitucional en un plazo exprés de 60 días desde la aprobación de la misma.

“El Gobierno va a proponer una reforma de la Constitución para acabar con los aforamientos”, ha dicho el presidente. Actualmente, hay más de 17.000 personalidades aforadas en España, pertenecientes a instituciones del Estado y de las diferentes comunidades autónomas. Lo que quiere decir que por el hecho de ejercer un cargo público, gozan del derecho de ser juzgados por un tribunal diferente al que correspondería a un ciudadano de a pie.

No solo en España existen estas figuras, pero la cifra contrasta con las de otros países vecinos: en Francia hay solo una decena de aforados, mientras que en Reino Unido no existe ninguno.

Aunque no se trata de eliminar totalmente los aforamientos, fuentes del Gobierno han explicado que la reforma que se va a presentar en el Congreso consiste en restringir los aforamientos de los políticos para casos que no tengan nada que ver con su función pública.

Ls propuesta surge en un ambiente rodeado de polémica

La propuesta se anuncia en pleno escándalo sobre las posibles irregularidades del máster obtenido en la Universidad Rey Juan Carlos por Pablo Casado. El líder del Partido Popular ha sido acusado en varias ocasiones de no estar imputado debido a su condición de aforado.

El Tribunal Supremo es el encargado de decidir si investiga o no a Casado en relación a su máster. Sin embargo, si la reforma constitucional entrara en vigor antes de que el Supremo se pronuncie sobre el caso, el líder del PP podría verse directamente afectado por la medida.

Ciudadanos y Podemos apoyan la propuesta de Sánchez

Ciudadanos ya había propuesto anteriormente una reforma exprés de la Constitución para acabar con los aforamientos, aunque desde la formación naranja hablaban de un plazo de unos tres meses. Lo anunció el secretario general del partido, José Manuel Villegas, tras saberse que la jueza que investiga el caso del máster de la Universidad Rey Juan Carlos había pedido al Tribunal Supremo que tomase la decisión de imputar o no a Pablo Casado.

Por su parte, la coportavoz de Podemos, Noelia Vera, ha comunicado que su formación tiene una postura clara “en contra de los aforamientos” pero ha matizado que la reforma de la Constitución debe ir “mucho más allá”.

Desde el Partido Popular han acusado a Sánchez de plagiar la propuesta de limitar los aforamientos, pues ya se encuentra en el programa de otros partidos políticos, como el del propio PP. Esto según, ha reivindicado el secretario general de los populares, Teodoro García Egea. Toca esperar al próximo viernes, cuando el Consejo de Ministros estudiará la posible modificación de la Constitución para acabar con los aforamientos tal y como los conocíamos hasta ahora.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!