La Comisión Europea refutó hoy las críticas de las autoridades italianas en el caso de la caída del puente en Génova, recordando los fondos europeos concedidos, así como una reciente recomendación para la inversión en infraestructuras.

El Primer Ministro reprocha a la U.E.

En una rueda de prensa del ejecutivo comunitario, el portavoz Cristiano Spahr, nunca se refirió expresamente a las críticas por el Primer Ministro y ministro del Interior, Matteo Salvini, que atribuyen parte de la responsabilidad de las tragedias a las limitaciones presupuestarias impuestas por La Unión Europea, dijo que "ha llegado el momento de aclarar algunas cuestiones", recordando entonces los fondos comunitarios de los que Italia se beneficia para invertir en infraestructuras.

"A lo largo del período 2014-2020 -el marco presupuestario de la UE todavía en curso-, Italia recibe unos 2,500 millones de euros, en el marco de los Fondos Estructurales y de inversión, para inversiones en redes de infraestructuras, con caminos y ferrocarriles ", comenzó por indicar.

El portavoz agregó que "en abril de 2018, la Comisión también aprobó, en el contexto de las normas de las ayudas de Estado, un plan de inversión para las autopistas italianas", que permite "inversiones por el orden de los 8 500 millones de euros, incluyendo la región de Génova.

Los estados poseen autonomía presupuestaria

Por otro lado, señaló, de acuerdo con las normas presupuestarias actuales, "los Estados miembros pueden fijar prioridades políticas específicas, como por ejemplo el desarrollo y el mantenimiento de las infraestructuras", y que, por lo demás, recientemente "la UE alentó inversión en infraestructuras en Italia"

"Las recomendaciones específicas por país de 2018, adoptadas por el Consejo, instaron a las autoridades italianas a dirigir mejor las inversiones para promover el desarrollo de infraestructuras", señaló.

Por último, Christian Spahr indicó que, tal como el presidente (de la Comisión, Jean-Claude) Juncker señaló anteriormente, Italia es uno de los grandes beneficiarios de la flexibilidad en el marco del Pacto de Estabilidad y Crecimiento, lo que permitió a Italia invertir y gastar mucho más en los últimos años ".

En el mismo día de la caída del puente en Génova, que provocó al menos 39 muertos, Salvini, líder del partido nacionalista y de extrema derecha Liga, sugirió que la Unión Europea también era responsable del accidente, pues las restricciones presupuestarias impuestas por Bruselas impiden inversiones en obras públicas, cuestionando entonces reglas europeas que ponen en cuestión "la seguridad de los italianos".

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más