Elizabeth Salazar, es una mujer venezolana que padece de Cáncer de seno izquierdo, la falta de medicamentos y la imposibilidad de realizarse el tratamiento de quimioterapia, poco a poco van acabando con su vida. Elizabeth desnudó su seno izquierdo frente del Ministerio de Salud de Venezuela suplicando que le garanticen su derecho a la salud. El gobierno no le ha dado respuesta a su solicitud, le han dicho que no hay medicamentos contra el cáncer.

No se ha podido realizar diez sesiones de quimioterapia, porque en Venezuela no hay el tratamiento, por ello su patología ha ido avanzando, y está acabando con su vida. Al vencer su pudor y mostrar su desnudez, desencadenó una campaña que tuvo su respuesta por parte de otros gobiernos, ofreciéndole apoyo y tratamiento para su padecimiento.

Para Elizabeth narrar lo que está viviendo no es sencillo y no puede evitar llorar, pero es una mujer fuerte, tiene el seno izquierdo infectado, inflamado, necrótico y aún sí tiene mucha fe y ganas de vivir, Elizabeth mostró al mundo la crisis de salud que se vive en Venezuela.

Crisis humanitaria en Venezuela

El viernes 9 de febrero del 2018, la organización de naciones unidas (ONU) denunciaron, a través de su cuenta de twitter, que al pueblo de Venezuela se le están violando los derechos humanos. Esas afirmaciones fueron hechas, después de unos hechos observados por parte de expertos de la situación por la cual está atravesando el pueblo venezolano, de la severa crisis humanitaria.

En Venezuela existe un marcado desabastecimiento de medicamentos, inclusive las más básicas, no hay antihipertensivos, hipoglucemiantes, medicamentos y fármacos para la insuficiencia renal y para el cáncer, y si se consiguen, el costo para el ciudadano de a pie es tan elevado que no lo pueden adquirir.

Por otro lado, no existen controles sanitarios ni el compromiso por parte del gobierno para resolver esta situación de emergencia humanitaria. [VIDEO]

Diariamente miles de vida de venezolanos se pierden por complicaciones de enfermedades que se pudieran prevenir si existiesen los medicamentos o insumos para ello. Es necesario que se cumpla la constitución de Venezuela, que indica que la salud es un derecho. Miles de venezolanos están pasando hambre por la falta de alimentos en el país y por no poder acceder a ellos por el alto costo, el tener que elegir entre comer y las medicinas, se ha vuelto el dilema diario de muchos.

Las condiciones empeoran cada día, el venezolano ve con tristeza cómo van perdiendo su calidad de vida, la crisis humanitaria ha obligado a muchos a salir del país, a emigrar. Esta situación ha desmembrado familias, cuyos miembros más jóvenes han tenidos que huir a otras fronteras, buscando lo que en Venezuela les niegan, un futuro, y también para de alguna manera ayudar a los que se quedan con los alimentos y las medicinas.

El derecho a la salud en Venezuela no está garantizado

En cuestión de derechos, sobre todo relacionados con la salud, es el estado que debería garantizar, la atención primaria y también suministrarle los medicamentos necesarios, sobre todo a las personas con enfermedades terminales. Servicios básicos, como la hemodiálisis, en distintas regiones del país, han dejado de prestar sus servicios a los pacientes por falta de insumos y equipos en buen estado, poniendo en riesgo la vida de los aproximadamente 15.000 pacientes que sufren de enfermedades renales terminales y cuya vida depende de las diálisis.

Los venezolanos están pasando por una situación terrible, [VIDEO] jamás vivida en su historia, y la problemática en el área de la salud ha alcanzado niveles intolerables, en particular para los pacientes que sufren de enfermedades terminales o crónicas tales como diabetes, Insuficiencia renal (que se someten a diálisis) y las personas que padecen de cáncer, lo están pasando aún peor, con esta enfermedad tan terrible y devastadora.