El transporte público es un servicio regulado o subsidiado, por las autoridades locales o nacionales. Este tipo de transporte permite el desplazamiento de personas que, no tienen vehículos y necesitan recorrer largas distancias.

Transporte público de calidad

El transporte de calidad tiene un precio y tiene que ser pagado de alguna manera. En Venezuela el gobierno invirtió miles de dólares en autobuses chinos Yutong que hoy en día se encuentran decenas de estos autobuses abandonados a la intemperie en varios puntos de la región venezolana, en “cementerios de autobuses”, por falta de repuesto y básicamente por ser desechables.

En muchas ciudades se opta por hacer políticas de gratuidad en el caso de los de tercera edad y a medio costo a los estudiantes y el gobierno debe subsidiar y luego no hay cómo cubrir costo de mantenimiento. Según representantes del gremio de transportistas, la responsabilidad de la crisis del transporte público, es atribuible al Gobierno nacional que eliminó subsidios, dejó de invertir en el sector y creó programas que no permiten el funcionamiento de las unidades por mucho tiempo.

El transporte es un factor crucial para impulsar el crecimiento económico de un país, existen más probabilidades de reducir la pobreza cuando las comunidades tienen acceso en todo momento a los servicios esenciales y a los mercados, su falta contribuye a empeorar la crisis que padece el pueblo venezolano y a desmejorar aún más su calidad de vida.

Hay que ser creativos: ¿Caminar o viajar en perreras o camiones de basura?

En virtud de la escases [VIDEO] de repuestos para los diferentes vehículos de transporte público, en muchas regiones del país, los pasajeros se transportan como animales, en las famosas perreras que ahora se ven por toda Venezuela.

En la Isla de Margarita los ciudadanos de a pie, que no poseen vehículo propio, usan el transporte público y pasan hasta tres horas o más esperando un autobús, cuando salen de sus respectivos trabajos, por eso muchos optan por esa mala y peligrosa opción, pero no porque les guste ¡es desespero y cansancio! Los pocos transporten dignos que hay colapsa con tantos usuarios.

En Ciudad Bolívar, las llaman las “perreras". el clima, el calor, las colas para ¿regresar al hogar después de un día de trabajo...caminar? El sol es inclemente y quien no tiene vehículo no le queda otra opción, que utilizar cualquier medio de transporte para llegar a sus respectivos hogares, no solamente las perreras, sino también camiones volteos o camiones de recolección de basura.

En Mérida, autobuses, se turnan , por la misma causa, la falta de repuestos y el encarecimiento de los mismos, la misma consecuencia: El transporte público es un #caos, pero no solo el sector público está afectado por la falta de repuestos sino también el privado. En Caracas, el Metro funcionan a media máquina y constantes fallas.

Trágicos accidentes han ocurrido y ocurren diariamente, por otro lado los medios impresos o televisivos no informan del problema, Por no reclamar nada han esclavizaron a la gente al comunismo, que rápido llegamos a los niveles de Cuba, lamentablemente esto lo que le pasa a un pueblo conformista, que se acostumbró a que lo desvaloren. En Valencia ya es normal el “transbaranda,” ver las personas montadas, paradas, sin ningún tipo de seguridad en camiones con barandas.

La población de a pie de, las distintas ciudades, no puede sobrevivir a largo plazo, si no cuenta con un buen transporte público, y buscó esta forma de transporte para sobrevivir #transporte publico #colapso