Este sábado a las 16:00 se enfrentan el Celta de Vigo y el Atlético de Madrid en la sexta jornada de la Liga Santander. Ambos con cinco puntos en la clasificación, aunque el Atlético con dos partidos menos, buscarán la victoria para acercarse a los puestos europeos e ir tomando posiciones en este inicio liguero.

Los de Simeone empezaron arrollando al Granada en su puesta en escena con un magnífico 6-1; no obstante, la alegría duró poco, tras empatar los dos siguientes partidos ante el Huesca y el Villarreal. Será el primer choque del Atlético sin Thomas, quien recientemente abandonó el club con destino al Arsenal.

El Celta viene de perder sus dos últimos encuentros y seguro que apretará para conseguir la victoria, ante el conjunto rojiblanco.

El noveno proyecto en la era Simeone

Desde la llegada de Diego Pablo Simeone al banquillo rojiblanco, en diciembre de 2011, han cambiado muchas cosas en el Atlético de Madrid. Gracias al entrenador argentino, el club ha logrado crecer tanto deportivamente, como a nivel económico. La regularidad en la Liga y participar cada año en la Liga de Campeones han convertido al Atleti en una entidad muy diferente a la que era hace una década.

En este 2020 tan atípico por la pandemia, el Cholo Simeone arranca un nuevo curso lleno de dudas y tocado con la salida de Thomas. Con un bloque similar al del año pasado y con la llegada del jugador del FC Barcelona Luis Suárez, que ha despertado la ilusión a los aficionados.

Este ha de ser el año de Joao Félix y su explosión definitiva.

El eterno debate sobre el estilo de juego

la cumbre del llamado 'cholismo' se dio en 2014. Campeón de la Liga y subcampeón de la Liga de Campeones, el conjunto colchonero convirtió en un arte el juego defensivo. En eso basó todo su poder. Un equipo correoso, ordenado, generoso y casi sin fisuras.

Con Courtois en la portería, Juanfran, Miranda, Godin y Filipe Luis en la defensa. Tiago, Koke, Gabi y Arda Turan de centro campistas y Villa y Diego Costa arriba, más la aportación de Raúl García, el Atlético de Madrid se convirtieron en el equipo más incómodo de toda Europa para sus rivales.

Al correoso bloque formado por el Cholo Simeone había que sumarle el gran trabajo que efectuó aquel año en las jugadas a balón parado, vía por la cual llegaron muchos triunfos.

Si el Atleti alcanzó la cumbre en 2014, es cierto que en 2016, de una manera menos brillante, llegó a una nueva final de la Liga de Campeones y tras volver a caer ante el Real Madrid, el 'cholismo' comenzó a desinflarse.

A pesar de la Europa League conseguida en 2018, el Atlético no ha llegado a esas cotas alcanzadas años atrás. El equipo ya no defiende igual que antaño y el estilo del Cholo es discutido, desde hace varias temporadas. En este nuevo curso, si las cosas no salen bien, las voces discordantes con el Cholo volverán a sonar con fuerza.

Sigue la página Fútbol
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!