La Investigación científica sigue descubriendo nuevos datos sobre el Universo, lo que demuestra que aún queda mucho por hallar y muchas preguntas por contestar. Un grupo de científicos ha encontrado evidencias de la existencia de un universo paralelo en el que el tiempo correría hacia atrás. Tras este descubrimiento se piensa que en el instante del Big Bang se crearon dos universos paralelos y en el otro universo las leyes que conocemos de la física serían justamente al revés de cómo pensamos que son. La NASA ya estaría centrada en estudiar este nuevo hallazgo.

La investigación científica está centrada en descubrir nuevos hallazgos sobre el universo

Este increíble descubrimiento fue realizado por un equipo de científicos que pertenecen a la NASA (siglas en inglés de Administración Nacional del Espacio y de la Aeronáutica) tras realizar un experimento de detección de los conocidos como “rayos cósmicos” con unos resultados que nadie se podía imaginar: se han detectado partículas que podrían provenir de fuera de nuestro propio universo.

El mundo de las leyes físicas es uno de los grandes estudios de la investigación científica

Pero este nuevo descubrimiento no se queda ahí, ya que los expertos en investigación científica aseguran que podría ser la evidencia de un universo paralelo, muy cercano al nuestro, pero con unas reglas del mundo de la física totalmente opuestas al nuestro.

Así lo ha explicado uno de los mayores especialistas en física experimental de partículas que trabaja en el campo de la investigación científica de la Universidad de Hawa, Peter Gorham, que es el autor del estudio que ha sido publicado por la Universidad de Cornell y ha sido recogido por el medio Republic World.

En él, el experto explica su investigación científica y la gran importancia de la Antena Transitoria de tipo Impulsivo en la Antártida de la NASA, más conocida como ANITA, que es capaz de transportar antenas electrónicas sobre la propia Antártida, el lugar elegida por la expertos en investigación científica por su mínimo ruido para que este factor no condicione en ningún caso el experimento.

Los nuevos hallazgos no contestan a todas las preguntas que surgen en la investigación científica

Es muy normal que del espacio exterior procedan partículas de las consideradas de “alta energía”, algunas de las cuales son hasta un millón de veces con más poder que cualquiera que se pueda crear en nuestro propio universo. Los neutritos, que tienen un baja energía, pasan a través de la propia Tierra sin ningún tipo de problema, pero los objetos que posan más energía no pueden pasar por culpa de la materia sólida que caracteriza a nuestro planeta. La investigación científica alrededor de este hecho no logra dar respuesta a todas las preguntas que surgen. Por esta razón, si están llegando partículas de las consideradas de “Alta energía”, solo pueden ser detectadas si provienen del espacio exterior.

Pero si se detecta una partícula más pesada, esto implica que las susodichas están viajando en el tiempo hacia atrás.

Este extraño fenómeno ya se está estudiando por parte de la comunidad científica y hay diversas opiniones sobre el mismo. Una de las explicaciones más relevantes es la que ha expresado el equipo de la NASA tras realizar el mencionado experimento: en el momento en que tuvo lugar el Big Bang surgieron dos universos de manera paralela que están funcionando de manera inversa. En esa especie de mundo espejo, las leyes de la física que conocemos irían al revés de cómo nosotros las conocemos: así, lo positivo sería en realidad lo negativo, la izquierda sería en verdad la derecha y el tiempo iría hacia atrás.

Un hallazgo realmente sorprendente que necesita mucha más profundidad de estudio.

Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!