Las portadas semanales de las revistas de este miércoles nos han sorprendido con una noticia sobre la colaboradora de #Sálvame, #Mila Ximénez. La andaluza es una de las tertulianas que más asiduamente podemos ver en el programa. Sin embargo, según ella misma ha confirmado en la revista Lecturas, Mila se ausentará por más de un mes para pasar por el quirófano. La Ximénez no atraviesa ningún problema de salud, sino que ha decidido rejuvenecer su aspecto y someterse a una intervención en su rostro. ¿Quieres saber qué nuevo aspecto tendrá la colaboradora? Sigue leyendo para conocer el tratamiento que hará posible que Mila se quite muchos años de encima.

Anuncios
Anuncios

Desde que Mila Ximénez pasó por la isla de Supervivientes, la colaboradora ha sufrido una gran transformación física. Ximénez perdió una gran cantidad de kilos que la dejó con una figura mucho más esbelta. La sevillana llegó a perder en torno a 16 kilos durante las 12 semanas que permaneció en el concurso. Ahora que la tertuliana ha conseguido lo más difícil, mantener esa pérdida de peso en el tiempo, ha decidido que es hora de hacerse unos retoquitos. Al parecer, Ximénez se someterá a un lifting facial endoscópico que le permitirá lucir un nuevo rostro sin una sola arruga. Mila confiesa querer dar un giro total a su vida y completar así la transformación física que comenzó en 'Supervivientes'. Por este motivo, Mila ha pedido su primera baja temporal en el programa en el que colabora, estimándose esta ausencia en algo más de un mes.

Anuncios

Los colaboradores de 'Sálvame', los reyes de los retoques estéticos

La operación de Mila Ximénez no será la primera ni la última entre los colaboradores del 'Sálvame'. Recordemos que la mayoría de la plantilla que da la cara en pantalla ha pasado por el quirófano en innumerables ocasiones para someterse a diversos tratamientos de belleza. Jorge Javier Vázquez, Paz Padilla, María Patiño, Kiko Matamoros, la propia Mila Ximénez, Chelo García Cortés o las excolaboradoras Raquel Bollo o Karmele Marchante han sido objeto de cirugía estética en bucle. Kiko Matamoros y Belén Esteban se llevan la palma en este club de los retoques mágicos. La de Paracuellos pasó por el quirófano más de siete veces en diez años y Matamoros luce un expediente de intervenciones infinito. Sin embargo, también están los que aún no se han acercado al bisturí y se confiesan libres, al menos eso dicen, de haberse retocado la cara. Estas excepciones serían Kiko Hernández, Lidia Lozano y Terelu Campos. #Telecinco