El counseling es una alternativa para la ayuda, no viene a competir con otras profesiones previamente establecidas, si no a sumar su disponibilidad humanística para crear condiciones favorables para el desarrollo del bienestar humano.

Quien estudia counseling sedenomina counselor cuya traducción más aproximada seria consejero. Un counselor se dedica a la prevención, asesoramiento, orientación y asistencia de personas o grupos que presentan problemáticas vitales, relacionadas con crisis o detenimientos de su desarrollo personal.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Sálvame

Sus objetivos son facilitar la resolución de esas problemáticas, con una intención más profundamente humanística: la de generar espacios que apuntan en el crecimiento de la persona.

Un counselor es un profesional formado para detectar y delimitar los ámbitos de su ejercicio profesional, esto significa que cuando se encuentra ante situaciones que implican trastornos psíquicos procede a trabajar en interdisciplina o directamente derivar a psicólogos, psiquiatras o neurólogos.

Un profesional de la ayuda interpersonal

El counselor es entonces un profesional de la ayuda interpersonal, que dispone de su persona y de una serie de conocimientos y recursos metodológicos, adquiridos en una formación, para asistir en consultas ante crisis vitales y problemas vinculados con el desarrollo personal.

Atiende consultas individuales, de pareja, familia, grupos, en todas las edades. Trabaja en o para empresas cuando se dedica al counseling organizacional, en o para instituciones educativas cuando lo hace desde e counseling educacional, y en iglesias, templos o ámbitos religiosos cuando se dedica al counseling pastoral.

Otros espacios de ejercicio son hospitales, sanatorios, centros comunitarios, ONG o comisarias.

Dentro del marco de la interdisciplina, trabaja con personas enfermas, habilitando el espacio para la contención, la escucha y el acompañamiento. Existe una división profesional entre counselors, psicoterapeutas y psiquiatras. Según la misma, los counselors se dedican a las personas normales, los psicoterapeutas son los que asisten en problemáticas de índole neurótica y los psiquiatras atienden patologías severas que precisen medicación. Esta división es la que regula el accionar profesional en la mayoría de los países desarrollados.

Más del 70% de las personas que consultan a un counselor, lo hacen desde situaciones conflictivas dentro de la normalidad. Es importante aclarar que se considera normal a aquel que se adecua a su medio, pudiendo si así lo siente, cuestionarlo a fondo, y transitarlo desde una compresión de su persona y los demás, de tal modo que se facilite su crecimiento en los objetivos que disponga para sí mismo.

Que significa la palabra counseling

Counseling es una palabra técnica de difícil traducción a otros idiomas [VIDEO], este es el motivo por el cual en países que no hablan inglés se las respeta en su nominación original. Algunos términos en español cercanos a counseling son consejería, asesoría, orientación y consultoría, esta ultima la más cercana al significado original.

Saber que un counselor se dedica a trabajar en procesos de ayuda a personas que no padecen patologías psíquicas, y que por lo tanto no se los denomina pacientes si no consultantes, nos orientó hacia el denominarlo consultor.