Publicidad
Publicidad

La actriz Sophie Turner recientemente se ha percatado de un meme racista, donde fue utilizado su personaje Sansa Stark como figura de apoyo, hecho que consternó a la actriz. Ella ha dejado claro que no está a favor de ideas racistas y acciones que provoquen discriminación alguna.

Sansa Stark usada para un meme xenófobo

A penas fue publicado un meme con la imagen de Sophie Turner como Sansa Stark y su reacción se hizo viral. Y es que, la imagen de Stark había sido utilizada en medio de un meme xenófobo que va muy alejado de los ideales y pensamientos de la actriz. Por tal motivo, Turner ha querido tomar cartas en el asunto, denunciando de inmediato las acciones de personas que desean manifestar su pensamiento racista.

Publicidad

La imagen mostraba un contenido claro, en donde se alcanza a leer que los blancos son una raza evolucionada y que es importante no dañar ese legado mezclandola con razas inferiores. En base a ese mensaje y a la forma en que se incluyó una imagen de Sansa Stark, ha detonado la reacción de Turner, quien denunció inmediatamente este hecho pidiendo que no se le asocie con ningún tipo de publicidad racista.

La actriz envió un mensaje claro y contundente, donde muestra su total desacuerdo a acciones de esta índole. Asegura que todo hecho racista se encuentra muy alejado de su pensamiento por lo que, es de muy mal gusto que quieran vincular y tomar su imagen para promover el racismo en el mundo.

Turner no está a favor del racismo

Después de que el meme xenófobo se hiciera viral, Turner denunció desde su cuenta de Twitter la forma en que fue empleada su imagen para este acto tan lamentable.

Publicidad

En su publicación, la actriz pidió que no se le vincule ni use para apoyar acciones racistas. Esto motivó a sus seguidores y demás usuarios para también denunciar esta acción, logrando que el meme fuera eliminado de las redes sociales.

Debido a la popularidad de la actriz no es extraño que algunas personas con mala intención se aprovechen para usar su imagen pública y promover pensamientos de manera viral. Sin embargo, la actriz ha reaccionado rápidamente y se ha desvinculado de tales acciones.

Las ideas racistas aunque sean en memes, no son inofensivas y de manera general causan daño y las consecuencias pueden ser bastante negativas. Afortunadamente sus seguidores actuaron en conformidad con el pedido de la actriz y se ha dejado claro que la imagen de ella no está asociada a ese mensaje con contenido xenófobo.

Publicidad