Uno de los programas de MasterChef Celebrity más polémicos sin duda ha sido en el que Carmen Lomana encontró su final. La intriga y tensión vivida fue algo increíble y sin duda que esta concursante según la opinión de algunos no demostró lo mejor de sí en la cocina.

Lomana se salvó en varias ocasiones

Sin embargo, lo cierto es que Carmen logró superar a otros y se mantuvo por unos dos meses a pesar de tantos obstáculos. Quizás su rivalidad con Antonia le daba un poco de respiro y al final era tanta la distracción que poco se daban cuenta de que sus platos no eran especiales.

Quizás era verdad eso de que como siempre ha estado acomodada puede ser que nunca se vio en la necesidad de estar en una cocina.

Pero por lo general cocinar no es una condición de los pobres sino más bien es un arte y es gracias a la cocina que los humanos están vivos así que no son excusas esas de que nunca he cortado una cebolla.

La suerte siempre estuvo con Carmen [VIDEO] quien por alguna extraordinaria razón no terminaba en las eliminatorias. Aunque otros quizás piensen que no era suerte sino más bien saber acomodarse en equipos buenos. Pero sea suerte u otra cosa, al parecer se le terminó y ya está fuera.

En MasterChef hay que sudar

No es extraño pensar que los jueces le tenían el ojo montado, aunque siempre se escapaba, por ejemplo, Jordi era uno de los que estaba un poco cansado de ella. Pero Carmen no cae mal y de una manera u otra todos la admiran por aquello de que es empresaria y sabe hacer negocios y esas cosas.

Pero en cuestiones de cocina es difícil mantenerse mucho tiempo sin que te prueben el arroz y eso fue lo que le pasó a Carmen.

Hay que recordar que hace una semana ya le habían advertido que si no le interesaba la cocina ahí estaba la puerta. Pero es difícil aguantar una crítica de alguien que quizás está económicamente inferior a ti y lamentablemente no supo agarrar la señal. Si hubiera aplicado las mismas fórmulas que usa en los negocios fuera tomado el dato y de seguro que no estuviera fuera del programa. Pero lo que pasó ya pasó y no hay vuelta atrás.

En la cocina no importa como te vistas ni cual es el olor de la fragancia porque allí se suda y se ensucia. Quizás Carmen no estaba muy convencida de que tenía que ser así y no se esforzó lo necesario como para cautivar a los jueces [VIDEO]. Santiago Segura dijo que le daba vergüenza ajena la situación cuando Carmen empezó a cantar. Es la peor manera de despedirse cuando te estan diciendo que te vayas.