Solo hace unos días se dio a conocer la noticia del divorcio entre Kiko Matamoros y Makoke Giaever. El propio Matamoros habló del tema en pleno plató, desde ese momento sabíamos que los colaboradores harían de este el pan nuestro de cada día. Claro hasta que encontrasen otro objetivo en el cual poner su vista. Así ha sido, los colaboradores conversaban del tema en el programa el pasado jueves desvelando ciertas informaciones.

Kiko Hernández tuvo la idea de llamar a su compañero para que comentase lo que opinaba sobre sus conversaciones. Pero este reaccionó diciendo “Os podéis ir todos a la mierda”.

Conversación telefónica

Los colaboradores de Sálvame acostumbran desvelar la vida privada de sus compañeros a su antojo.

Los mismos, siempre esperan que alguno resbale paracrear un tema de discusión en el programa. En esta oportunidad el tema de conversación era el divorcio de Kiko Matamoros. Los colaboradores especulaban sobre las causas de su divorcio, y para definir comentarios Kiko Hernández llamó a través de su celular a su compañero.

El primer intento fue fallido, puesto que Matamoros estaba algo alterado y respondió de muy mala manera. Sin embargo realizaron una nueva llamada para saber porque el colaborador había respondido de esa manera. Kiko Matamoros estaba más calmado y dio sus razones, comentando que estaba molesto por las cosas que habían dicho. Este agregó que no sabía porque le regalaba tantos minutos a ese programa, a esa productora y a esa casa.

Kiko Matamoros [VIDEO] estaba molesto por las especulaciones, por lo que dijo que a sus compañeros no les importaba llevarse a la gente por delante.

Tomaban la vida personal de los demás como un negocio. Matamoros admitió que parte de la culpa era suya, por haber explicado lo que le sucedía en el plató. El colaborador terminó la llamada diciendo “ayer no tenía que haberme abierto”.

Pasadas confesiones

El pasado miércoles, la noticia del divorcio de Kiko Matamoros y Makoke Giaever era el titular de la revista Lecturas. Ese mismo día el colaborador terminó de corroborar la misma, se divorciaba después de dos años de casados. Antes de legalizar la unión, ya mantenían una convivencia de 18 años. Lo que hace la separación algo dura y dolorosa, será por eso que dijo en el plató que de momento no se quitaría el anillo.

Además de eso reconoció que estaba molesto por la decisión de Makoke [VIDEO], puesto que en ese tema saldrían afectadas otras personas. Refiriéndose a su hija de seguro, a pesar de ello la situación no le había tomado desprevenido. Kiko Matamoros estaba claro que las cosas no andaban bien en su relación. Otro punto que aclaro Matamoros fue que se separaba queriendo mucho, más no enamorado. Agradeció ante las cámaras a Makoke por haber sido su pareja durante todos esos años.