Muchos recordarán a Allison Mark dando vida a Chloe Sullivan, la dulce muchacha rubia amiga del joven Superman en la exitosa serie televisiva Smallville [VIDEO]. Aunque empezó a interpretar con tan solo siete años, este fue el papel con el que alcanzó la popularidad en todo el mundo.

Una mujer con un oscuro secreto

La actriz de 35 años y origen alemán , fue detenida el 19 de abril por la autoridades de Nueva York por su presunta integración en la secta Nxivm. Está acusada de tráfico sexual, conspiración y coacción para realizar trabajos forzados.

Tras el pago de una fianza de cinco millones de dólares ha salido de prisión y en estos momentos se encuentra en California, en casa de sus padres, en arresto domiciliario a la espera de juicio.

Según publica entre otros medios el New York Times lideraría la organización DOS - acrónimo latino de "Amo de las compañeras obedientes"-, una especie de franquicia de Nxivm.

El líder de la secta Nxivm, Keith Raniere, está acusado de los mismos cargos y fue arrestado el 27 de marzo en México, donde había huido después de que The New York Times publicara las historias de mujeres que consiguieron abandonar el grupo. Se cree que pudieron captar a una 16.000 personas.

Al parecer, Mark que es considerada como la mano derecha de Raniere, hacía las funciones de "reclutadora" de otras mujeres a las que proponía su integración en la sociedad secreta.

Las mujeres captadas para la organización estaban obligadas a captar a otras bajo amenaza de castigos físicos si no cumplían con las expectativas que de ellas se esperan.

Funcionaban de forma piramidal, de este modo, según cumplían objetivos, iban ascendiendo con el objeto de llegar a ser las favoritas en el harén de Keith Raniere, el gran líder. Al parecer, como si de ganado se tratara, las mujeres eran grabadas a fuego con las iniciales de líder y obligadas a realizar trabajos forzados. Según declaró un antiguo portavoz de la organización, fue Allison Mark quien introdujo los castigos físicos en el reglamento de la misma.

Intentó captar a otras famosas

La cantante de The Grosby Groupon, Kelly Clark son, y Emma Watson, la actriz protagonista de la saga cinematográfica Harry Potter, podrían encontrarse entre las mujeres que intentó captar para lo que ella definía como un "increíble movimiento de mujeres".

De ser ciertas las acusaciones, un futuro muy negro le espera a la dulce Mark, pues su condena podría situarse entre los quince años de prisión y la cadena perpetua. Aunque mantiene abierta la negociación con la fiscalía para testificar contra Keith Raniere y cooperar con la justicia.