Que Toño Sanchís estaba robando a #Belén Esteban mientras ejercía sus funciones de representante ha quedado fuera de toda duda tras la sentencia judicial, con una importante suma compensatoria de por medio, 600.000 euros que ya han permitido tapar los agujeros pendientes con la Hacienda española.

Cansada de morderse la lengua

Pero además Belén Esteban, cansada de morderse la lengua y hacer de tripas corazón cuando aún no podía hablar para ofrecer su punto de vista y aclarar el asunto, ha decidido por fin mostrar sus cartas.

La princesa del pueblo” ha vuelto para mostrarnos su mejor cara. Dos años de guerra abierta es mucho tiempo.

Por el camino quedan secuelas, heridas abiertas que han de ser restañadas.

El momento de conocer la verdad

Así que ha llegado el momento conocer la verdad acerca de las terribles acusaciones vertidas contra ella, de saber si en efecto Belén “era una guarra” y no se duchaba cuando se esperaba que lo hiciese. Si ciertamente no es la madre solícita que la mayoría de los españoles creemos. Si es perezosa hasta límites patológicos...

Y qué decir respecto a la guerra de cifras. En teoría Toño se llevaba el 20 % de las ganancias. En teoría. Ese monto a veces ascendía al 100 %, que aquí el que no corre, vuela.

El #Sálvame de #Telecinco estaba cargado de expectación. La cadena había anunciado "Belenazo". En su última comparecencia televisiva, Belén Esteban ha acudido con la artillería pesada para sacar a la luz todos los trapos sucios.

¡Necesitaba saldar de golpe y porrazo todas las cuentas pendientes!

Un atraco a mano armada

Jorge Javier -presentador del programa de Sálvame, encargado de poner cámara y micrófono al épico momento- se quedó sin palabras. ¡La princesa de España lo dejó sin palabras! Ella no quería preguntas sino exponer su propia versión de forma ordenada, explicando desde el principio cómo empezó a desconfiar y cómo empezó a desvelar los turbios manejos de los cómplices de Toño, empezando por el primer chivatazo que recibió sobre lo que estaba sucediendo.

¡Cuánto engaño, cuánta manipulación!

También hubo un momento para las lágrimas, para la emoción filial, cuando Belén Esteban le dedicó un sentido recuerdo a su padre con las palabras: ¡Papá, hemos ganado! Porque lo primero que ella hizo al conocer la sentencia del juicio que le daba la razón después de tanto sufrimiento, fue acudir frente a la imagen de su padre, arrodillarse ante ella y derramar lágrimas de emoción mientras entonaba una plegaria de agradecido recuerdo.

Tirando de la manta

Tirando de la manta llegamos a conocer la implicación en los hechos de Lorena, la mujer de Toño. Si ella es supuestamente la representante de la sociedad, como figura en los papeles, ¿por qué ni siquiera conocía la dirección física de las oficinas, ni las personas a las que Toño representaba?

Y entre tanta maraña de complicidad turbia, Belén por lo menos encuentra el apoyo de Mariola Sanchís, prima de Toño y también ella empleada en la sociedad de representación artística. Ella sí fue íntegra y supo reconocer la verdad de lo que estaba sucediendo, aunque tuviese que enfrentarse a su jefe y primo.

Bajón anímico y amor redentor

También repasó Belén el momento de bajón anímico por culpa de esa enfermedad tan inoportuna que le asaltó cuando ella más necesitaba de su salud física y mental, un momento de debilidad que el oportunista Toño enseguida quiso aprovechar.

En esa “operación rescate” que ha devuelto la dignidad “y los dineros” a Belén tiene mucho protagonismo Miguel, su pareja sentimental, el amor de su vida, que en su momento le quitó la venda de los ojos y luego la llevó de la mano hacia su recuperación, tribunales incluidos.

En Sálvame hubo sorpresiva comparecencia de Miguel y campanadas de boda, con un público enardecido y entregado a la pareja [VIDEO].

Deuda saldada con Hacienda y futura causa penal

Desde luego Belén Esteban ya puede respirar tranquila respecto a los problemas que en el pasado tuvo con Hacienda, que llegó a embargar su sueldo durante un mes, una cuenta pendiente que Toño utilizó una y otra vez como argumento para desprestigiarla.

Por último Belén soltó su noticia bomba. El anunciado "Belenazo" consiste en el cambio de estrategia legal de nuestra princesa del pueblo. No contenta con haber ajustado cuentas, ahora quiere ir por lo penal para que Toño pague con creces por todo el daño moral y el desprestigio social que le ha provocado durante este tiempo [VIDEO].

La abogada de Belén Esteban, Montse Suárez, ha asegurado que la pena máxima que el juez podría aplicarle a Toño es nada menos que de 23 años de prisión