Después de varios escándalos sexuales, #Usher, de 39 años, ha anunciado su #Divorcio de, su hasta ahora esposa, Grace Miguel, de 48 años. Aunque el matrimonio ha durado 2 años, la pareja llevaba 9 como relación, justo después de que el intérprete pusiese fin a su anterior matrimonio y primera esposa, Tameka Foster.

Usher ha sido el encargado de dar la noticia a través de un comunicado

El mismo cantante ha sido el encargado de publicar el comunicado a través del cual daba a entender que la ruptura del compromiso había sido de mutuo acuerdo. Por otro lado, asegura que siguen siendo amigos y que, en la medida de lo posible, seguirán apoyándose durante el resto de sus vidas, convencidos de que esta decisión reforzará el amor [VIDEO]y el respeto que se tienen mutuamente.

Aunque el comunicado fue anunciado este pasado martes, la separación se produjo en diciembre cuando un nuevo escándalo de índole sexual volvió a zarandear a la pareja. Usher fue demandado por tres personas, dos mujeres y un hombre, por omisión de información. El estado de california obliga a los portadores de enfermedades venéreas a compartir esta información antes de que se produzca cualquier tipo de relación sexual. Sin embargo, Usher, ocultó que tenía herpes genital antes de mantener relaciones sexuales con los tres sin ningún tipo de protección.

Al final, tan solo uno de los involucrados dio positivo en las pruebas [VIDEO]de contagio. Los tres afirman que al tratarse de una estrella famosa, confiaron en él y no pensaron que tuviese ningún tipo de problema. Pero recordemos que la obligación informar es del portador de la enfermedad.

La demanda que han interpuesto hace referencia a agresiones sexuales, fraude y negligencia y todavía no se sabe cuál es la resolución. Pero no parece tener muy buen final para el cantante ya que esta vez se trata de un caso de reincidencia.

El propio médico de Usher corroboró que su paciente era portador del virus

No es la primera vez que el cantante se ha visto envuelto en un escándalo de este tipo. En octubre del año pasado, Usher tuvo que pagar casi un millón de euros a otra mujer, una estilista, que tras su encuentro con él también padeció el mismo tipo de dolencia. Tras esta noticia, fue el propio médico de Usher el que afirmó que este era portador del virus, quizá con el afán de que la historia no se volviese a repetir. Pero, de poco le sirvió la experiencia y esta vez ha terminado por romper su matrimonio #escandalosexual