Alonso Guerrero, el que fue marido de la actual Reina de España, Letizia, está siendo el protagonista de la crónica social española a través de su último libro, El amor de Penny Robinson, y que está promocionando por los diferentes medios de comunicación. El temor por parte de la Casa Real es que pueda aportar algún material sensible sobre la intimidad de la esposa [VIDEO] de Felipe VI. En este sentido, una de las mayores inquietudes es que pueda sacar a la luz pública algunas fotos de contenido muy íntimo de la que fuera su primera mujer.

Pues bien, durante una entrevista realizada en el diario El Mundo insinúa que pudiese conservar algunas fotografías en la que apareciese Letizia desnuda.

No en vano, el personaje central de su libro, Laura puede dar alguna que otra pista sobre este escenario. Aunque otra cosa es que se pudiesen publicar en los periódicos, revista y digitales de nuestro país. Pero si así fuese, nadie podrá impedir que pudiesen aparecer fuera de nuestras fronteras. Al igual que sucedió con unas fotos de su suegro, desnudo en alta mar, y que al final parecieron en la revista italiana Oggi.

No aclara sobre quién pidió el divorcio

En la entrevista que se ha publicado esta semana también se alude a uno de los principales misterios que se centra en esta breve pareja sentimental. Sobre el hecho de quién fue el primero de ellos en dar el paso para formalizar la ruptura sentimental. En este sentido, Alonso Guerrero no aclara dudas al poner de manifiesto que “ante esta pregunta no puedo contestar”.

De todas formas, es muy inquietante para la monarquía española que su cabeza reinante pueda verse implicado en algún contenido más que reservado sobre la vida en pareja que llevó la nuera de Juan Carlos I [VIDEO].

Inquietud en la Casa Real de España

De todas formas, todo este revuelo social está sirviendo para que el ex marido de Letizia Ortiz empiece a ser conocido por buena parte de la geografía española. Un factor que sin lugar a dudas le ayudará a vender su último libro en las librerías españolas. Por otra parte, una duda que queda por resolver es que si para conseguir este objetivo no le temblará el pulso para desvelar material muy sensible de la primera dama española.

Por el momento, sí que está consiguiendo que los miembros de la Casa Real española empiecen a sentirse un poco nerviosos ante lo que pueda suceder en los próximos días. Uno de los motivos es que podría ser una material letal para los intereses de la más alta institución de nuestro país.