2

El miércoles en “Sálvame” se vivieron momentos de tensión muy desagradables cuando Carlos Lozano [VIDEO]inició su sección como defensor de la audiencia. Los colaboradores encabezados por Mila Ximénez y Belén Esteban volvieron a recibirlo con algo más que frialdad y a las críticas de la audiencia, Mila respondió yendo a por Carlos Lozano con agresividad.

Tú puedes hablar y criticar a la gente y luego no lo permites, bonita" le espetaba Carlos ante sus ataques y ella le gritaba que él no era ejemplo de nada. Belén Esteban se unía a la trifulca, pero Mila la advertía: “No le hagas el caldo gordo, qué se lo curre”.

Las dos estaban totalmente fuera de sí y Belén seguía con su ataque diciéndole a Carlos Lozano poco más o menos que quien era él y que venía de “GH VIP” a lo que el presentador le contestaba: “Como se nota que no eres periodista. Mira la Wikipedia y verás que tengo una carrera de 35 años”.

Pero la colaboradora no atendía a razones, ella lo único que había oído era “no eres periodista” y lo consideraba una afrenta que no podía consentir. Chelo García Cortés. También se levantaba e iba hacia Carlos para defender lo indefendible, A la Esteban le crecen los palmeros.

Mila ya se había ido de plató, Belén hacía amago de seguirla y mientras tanto Jorge Javier Vázquez [VIDEO] pasaba del tema mirando al suelo, sin moderar el barullo y bebiendo agua sin parar (lo podéis ver en la segunda foto que ilustra este artículo) A él ya le iba bien, sabiendo como sabe que la presencia de Carlos hace subir la audiencia.

El resultado fue que tanto Mila como Belén demostraron su falta de argumentos para atacar a Carlos. Patiño ejerció de palmera de su “amiga” Belén y Gema adoptó un papel intermedio, mientras Kiko Hernández jugaba a dos bandas, como casi siempre.

Las redes ardían a favor del presentador y en contra de las colaboradoras y de los palmeros que las arropan.

La respuesta de Carlos Lozano

Ayer por la tarde quisieron naturalmente aprovechar el tirón del defensor de la audiencia que con el hashtag #defensol fue trending topic durante más de seis horas en la tarde del miércoles.

Por cierto, un hecho muy curioso. Viendo como el mencionado hashtag se llenaba mayoritariamente de tuits que daban la razón a Carlos y ponían a los pies de los caballos a los colaboradores, ayer en el Twitter de "Sálvame" evitaron crear uno nuevo.

Pudimos ver los dedicados a Chelo, Gustavo o Manolo Santana, cuando se trataba temas que los atañían, pero ni un solo hasthag para que la audiencia pudiese comentar. Naturalmente eso no los frenó y los tuiteros siguieron opinando, de nuevo a favor del defensor de la audiencia.

Tener durante un largo tiempo a Carlos en un parque público con un frío descorazonador es lo que se les ocurrió ayer para preguntarle como llevaba lo vivido la tarde anterior.

Ayer me quedé mal porque no me gusta ver a Belén llorando, o a Mila yéndose. Pero luego eso contrarresta con la falta de educación que tuvieron contra mí, una me da la espalda, la otra se va… Trabajo como presentador de una sección, si la audiencia se mete con vosotros, respondéis a la audiencia. Si queréis venir a por mí, hacedlo con fundamento, y si no, no lo hagáis“.

Alonso Caparrós fuera de lugar

Al coro de plañideras se unía Alonso Caparrós que no pierde ripio buscando un enfrentamiento que lo ponga de actualidad ahora que el altercado familiar ya ha dado de sí todo lo que podía dar.

Alonso le dijo a Carlos que él tampoco sabía encajar las críticas a lo que este le contestó: “¿Pero cómo que no recibo bien las críticas? Pero, ¿qué críticas? ¿Cuál es para ti la crítica? ¿Pero tú has visto el programa?”.

Alonso vio el cielo abierto: "Te estoy diciendo que lo vi. ¿Eres tonto o no tienes memoria o qué? ¿Qué te pasa?” le espetó. Naturalmente Carlos no dejó pasar esta salida de tono: “Tonto eres tú, no insultes”.

Es realmente sorprendente la actitud de Alonso Caparrós tratando de sacar de sus casillas a Lozano que ante otra pregunta realmente impertinente y hecha con la peor intención, prefirió dejarla pasar diciendo que no acababa de entenderla.

Jorge Javier se relamía sabiendo el valor al alza que supone Carlos para “Sálvame” y le preguntaba si la situación con los colaboradores era reconducible, a lo que él dijo que si siempre que ellos lo quieran: “Han ido a degüello conmigo. Yo no trataría así ni a mi peor enemigo”.