Carlos Herrera, en su programa Herrera en COPE al igual que otros de sus compañeros radiofónicos se ha levantado la mañana del 27 de octubre con una dosis importante de mala leche. Según fuentes como Periodista Digital el presentador radiofónico ha hecho uso del sarcasmo, el humor y la ironía y sobre todo de un toque bastante ácido y ha catalogado lo que ayer se vivió en España como un espectáculo cuyo payaso principal era el presidente de la Generalitat de Cataluña Carles Puigdemont.

Hubo tres comparecencias dentro de lo que ayer protagonizó Puigdemont ante muchos medios de comunicación y ha sido este jueves por la mañana cuando el titular de Herrera en COPE levantaba todas las heridas arrancando de este modo:

Carlos Herrera decía que hoy debería dedicarse el programa a lo que es la crónica del espectáculo y que esto no es broma, el programa de radio debería ser la presentación de un circo ya que ayer se vivió una gran montaña rusa unida a una risa que provoca subirse en el látigo y que lo mejor fue el payaso y el espectáculo reflejado.

Lo que ayer España lo destacó como uno de los peores momentos dentro de su democracia y a la vez uno de los mejores y que debería de verse reflejado en los libros de historia ya que ayer mucha gente estuvo mirando a un balcón al que no acudió nadie.

Continuaba el editorial diciendo que en el programa de ayer adelantaron las cuatro cosas que podía hacer Puigdemont y que no hizo ninguna de ellas y que al finalizar el programa se añadió una quinta que era la especial capacidad que tiene este hombre según Carlos Herrera de pasar la pelota y no hacer nada, esto algo que no contemplaban pero qué irremediablemente fue lo que pasó.

Carlos Herrera empezó a detallar como había sucedido todo y comentó que Puigdemont había salido de una reunión en la Generalitat a última hora de la noche dispuesto de una vez por todas a declarar lo que en su programa había sido lo principal: la independencia pero que por la mañana cambio de opinión después de haber negociado con Iceta y Urkullu accediendo a las elecciones que tendrá lugar el 20 de diciembre [VIDEO] pero como esto se había conocido, empezó a ver a toda como toda gente que hasta entonces le había estado apoyando procedentes de la CUP y de la Asamblea Nacional Catalana llamándolo traidor, por ello intentó negociar con el gobierno diciendo que él convocaría elecciones pero que quería ser impune y también la libertad de "los Jordis" paralizando cualquier proceso que pudiera estar llevando a cabo la Fiscalía.

Pero el gobierno no podía aceptar eso, así que al final ni hubo elecciones [VIDEO], ni hubo nada fue algo así como "mañana hay sesión en el Parlament y sois vosotros que votáis la independencia" algo a lo que obviamente se le contestó (Junqueras) que "no, la independencia la tenía que declarar él ya que era el presidente". Y al final ¿qué es lo qué ocurrió? que al no contentar ni a unos ni a otros todos se le tiraron encima y con razón.