La cosa está más que calentita por los pasillos de Mediaset España. A pesar de lo que se esperaba sucediera con el retorno de Jorge Javier Vázquez a Sálvame, los números no salen y la cuota de pantalla del programa diario, pero sobre todo del 'Deluxe' el formato estrella, están muy lejos de ser las esperadas en lo que se ve desde las alturas como una caída libre que promete dejarse a alguno que otro por el camino.

Así lo aseguran los compañeros de ESDiario, quienes hablan de una situación de tensión máxima entre el director del grupo, Paolo Vasile, y el presentador que conduce este espacio y que presentó la edición con los peores datos de audiencia de la historia de Gran Hermano, justo después de que este renovara su contrato no hace ni diez días.

Con menos del 13,5 por ciento de cuota de pantalla, Sálvame cosechaba su peor dato en cuatro años con prácticamente la mitad de audiencia que el líder de la noche de los viernes' Tu cara me suena', lo que según este medio hacía "saltar las alarmas" provocando a primera hora del día siguiente que los telefonazos se sucediesen exigiendo responsabilidades.

Según estas informaciones, las próximas fechas serán capitales para que todos los actores implicados en un programa que tiene un coste 'elevadísimo' para la cadena de Fuencarral aporten soluciones sin que estas aterricen a medio ni largo plazo, dada la necesidad de que el programa remonte a la voz de "ya".

Así lo habría deslizado el entorno de Vasile en lo que ha sido interpretado por muchos como un toque de atención para el equipo de Jorge Javier Vázquez.

Vídeos destacados del día

Las relaciones entre ambos, siempre según las fuentes citadas, están, literalmente, "peor que nunca". El margen de 'share' ya no existe después de que se haya tocado el suelo histórico.

Sálvame necesita un 'brainstorming' del que salga una solución definitiva o su continuidad está en el aire. De camino, ojo porque hay gente que puede acabar perdiendo su trabajo. Todo apunta a que la paciencia se ha perdido en Telecinco. Se avecina tormenta.