La dieta japonesa destaca por su sinfín de características y su sabor exótico. Platos marinados, crudos y cocidos forman parte de esta gastronomía, es por ello que se ha extendido ampliamente hacia Europa y Estados Unidos.

Según diversos estudios, la longevidad de los japoneses tiene un secreto: la comida. Y es que la dieta nipona no supera las 1950 calorías diarias para las mujeres y 2.350 para los hombres. De ahí que los índices de Enfermedades como el cáncer y de patologías cardiovasculares sean bajos.

No te pierdas las últimas noticias Sigue el canal Cáncer

En este país oriental, tampoco es común ver personas obesas. Pues, existen programas de educación nutricional [VIDEO] y leyes específicas que regulan la ingesta de alimentos en la población.

Por lo general, los nipones consumen alimentos frescos y en raciones pequeñas, es decir, los platos contienen únicamente productos naturales.

No obstante, la clave no sólo está en la dieta [VIDEO], si no en las costumbres que han ido adoptando los japoneses con el pasar de los años. Si bien es cierto que Japón tiene un ritmo laboral muy acelerado, sus habitantes han sabido distribuir el tiempo para descansar, meditar y disfrutar de la naturaleza.

Datos curiosos de la gastronomía japonesa

Lo primero que debes saber es que su comida es sencilla, no importa la cantidad, sino la calidad. ¿Qué significa esto? Que ellos no consumen comida recalentada, ni “chatarra”, ni harinas, ni grasas.Otro dato curioso es la forma de comer. Ellos se toman el tiempo necesario para degustar la comida, lo que les permite disfrutarla y evitar empalagarse.

Además la presentación del plato es muy importante, pues asocian los colores con una dieta balanceada.

Los japoneses no consumen aliños, lácteos, carnes y panes. Se interesan más por el arroz, la verdura, el pescado y las frutas.

Quizá has oído que la comida más importante del día es el desayuno. Éste es una ley para los japoneses. Ellos comienzan su día con vegetales, sopas, arroz, huevos y el infaltable té verde. ¿Te parece extraño verdad? Es porque en occidente radica el consumo de harinas y grasas.

Ejemplo de menú japonés para lucir radiante y delgado

Ante todo, te recomendamos seguir esta dieta durante diez días por mes. Así te irás acostumbrando a comer sano y perderás peso gradualmente. Recuerda complementar la dieta con descanso y meditación ¿Estás listo? ¡Echa un vistazo!

Desayuno

o Caldo miso ¿Caldo... qué? ¡Sí, leíste bien! Miso. Es una especie de sopa de algas llamadas miso (un tipo de pasta de soja), tofu, cebolla y caldo de bonito.

o té verde

o una naranja

Almuerzo

o Surtido de sashimi (variedad de pescados crudos) o una ración de pasta con champiñones

o Una manzana

o té verde

Cena

o Una ración de arroz integral

o Una ración de pepino

o Una naranja

o té verde

Como habrás notado, en este menú no hay postre es porque los japoneses evitan el consumo de dulces. En su lugar, prefieren frutas en pequeñas porciones.