2

¿Eres joven pero ya notas las primeras arrugas o lineas de expresión algo más profundas? Si es así, te alegrará saber que debido al creciente interés existente por el bótox las investigaciones sobre nuevas modalidades de rejuvenecimiento facial [VIDEO] han surtido efecto. El botolift o lo que es lo mismo, el lifting con bótox, ha irrumpido con fuerza en nuestro país desde hace varios años. ¿Sabes que cada vez es más solicitado por hombres de entre 35 y 40 años? Sin embargo, no es la única novedad, el mesobotox o la combinación de mesoterapia y bótox consigue diluir la agresividad de la toxina botulínica purificada para lograr resultados impresionantes en cuestión de pocos días.

A medio camino entre la cirugía y el bótox

Antes de nada debes comprender que el botolift no está indicado para las arrugas marcadas, ya que el rol del bótox es el de relajar los músculos mímicos del rostro en lugar de paralizarlos. Actúa como preventivo en lugar de como correctivo.

El lifting con bótox se encuentra avalado por la Comisión Europea, por la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (ANMAT), así como por la FDA (la Administración de Alimentos y Medicamentos). Se materiliza en un sérum específico para las áreas más predispuestas a las arrugas, como la boca y el contorno de los ojos, aunque te lo puedes aplicar en cualquier parte de la cara.

Su ingrediente principal es el Argireline, un hexapéptido creado mediante ingeniería molecular para bloquear el neurotransmisor que ordena la contracción muscular, causante de la arruga.

Junto con la alantoína y los agentes hidratantes [VIDEO]se consigue un efecto alisador y favorecedor de la piel.

¿Tiene contraindicaciones?

Al tratarse de un tratamiento estético hipoalergénico y de menor toxicidad que el bótox apenas existen los efectos secundarios. Su gran fortaleza es que su textura de sérum y su enorme concentración de agentes activos multiplica su capacidad de penetración. La ausencia de las inyecciones, típicas de otras terapias como el propio bótox o la mesoterapia, amplifica sus pobilidades sin renunciar a una elevada tasa de satisfacción.

Tan solo debes ser disciplinado en su aplicación diaria, por la mañana y por la noche, con la piel limpia y seca. Al cabo de menos de un mes los resultados son visibles y se mantienen, aproximadamente, durante 6 meses, remitiendo gradualmente.

Si te planteas retroceder en el tiempo en la apariencia de tu piel, el botolift es una interesante opción al alcance de todos.