Fernando Simón, director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, ha afirmado que no descarta el confinamiento domiciliario, ahora que casi todas las comunidades autónomas han optado por cerrar sus territorios ante el avance del virus, para proteger a la población de los efectos que puede producir el éxodo de viajeros durante el puente de Todos los Santos.

En este sentido, el asesor del gobierno de Pedro Sánchez ha puesto de manifiesto que “un confinamiento muy corto ya no es suficiente para controlar la situación de la pandemia”. Debido a que ha admitido a que son muchos los casos de contagios de esta enfermedad vírica y por tanto “estamos ante una incidencia muy importante”.

Después de que esta semana se haya elevado el número de contagios y muertes por la COVID-19.

Fernando Simón dice que las medidas: “mientras más duras, mejor”

El máximo responsable del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias también ha incidido en el hecho de que “las medidas se van poniendo en marcha de forma progresiva y en estos momentos son muchas y muy duras, aunque ha matizado que mientras sean más duras e implementadas cuanto antes “será mejor para todos”.

En su opinión, no solo favorecerán a la salud de la población española, sino a toda la actividad económica, en unos momentos muy delicados para el sector de la restauración y la hostelería que se están viendo afectados por el toque de queda en buena parte de las comunidades.

Por una Navidad “sin romanticismos”

Otro de los aspectos más relevantes en el que ha incidido Fernando Simón ha sido sobre lo que puede pasar en la Navidad. Debido a que es una de las preocupaciones que tiene en estos momentos la mayoría de la población. Sobre esta circunstancia ha puesto de manifiesto que hay que pensar en estas fiestas tan familiares “pero sin romanticismos”, porque es de la opinión de que es mucho lo que nos estamos jugando en estos días.

Niveles de ocupación por encima del 40% en las UCI

No menos importantes han sido sus alusiones a que los centros hospitalarios y las UCI en las comunidades autónomas están muy afectadas por esta segunda oleada del virus, hasta el punto de que ha reconocido ante los medios de comunicación que en varias provincias ya se encuentran con un nivel de ocupación por encima del 40%.

Incluso ha comentado que en algunos centros de atención primaria la situación es muy mala al estar completamente parados.

Un hecho que en su opinión merece una reflexión para valorar las medidas dentro del estado de alarma que se están tomando por parte de algunos gobiernos regionales, aunque parezcan en principio muy duras para una parte de la ciudadanía.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!