El presidente Trump acudió personalmente a California para constatar por él mismo el alcance de los incendios forestales que han arrasado al Estado y han ocasionado la muerte de varias decenas de personas. No perdió la oportunidad para defender sus argumentos sobre la supuesta irrealidad del cambio climático y aseguró que “ni la ciencia sabe lo que pasa”. Estas opiniones vuelven a encender las polémicas porque son muchos los que sostienen que el aumento de la temperatura en el planeta es lo que está ocasionando estos desastres.

Trump opinó sobre la pandemia al igual que sobre el cambio climático

Donald Trump está seguro de que todo “empezará a enfriarse” tarde o temprano y pide que se espere un poca más. El dilema es que los pronósticos de Trump sobre el coronavirus no se cumplieron y es posible que éste sobre la temperatura tampoco. Ya se demostró con la pandemia que confiar en las palabras de este señor y no tomar las medidas a tiempo lo que trae es más sufrimiento para las personas. Como era de esperarse se encontró a un culpable sobre los incendios: la supuesta mala gestión forestal de las instituciones encargadas.

Las críticas llueven sobre el presidente Donald Trump

Los gobernadores no coinciden con Trump y sí ven un peligro latente en el cambio climático, un tema que Trump considera una simple hipótesis sin pruebas.

Lo cierto es que California ha sufrido ya por varios años seguidos de los embates de las altas temperaturas y varios incendios muy voraces.

El aspecto más grave sobre el presidente Trump no es que opine de manera diferente a los científicos sino que además no ha promovido las ideas y proyectos políticos para combatir el cambio climático porque sencillamente él no cree que eso sea cierto.

Pero la realidad es otra, sigue la destrucción de bosques y una cantidad de humo que hace imposible para los habitantes poder respirar.

La explicación de Trump en sus declaraciones hace referencia a que los árboles secos son los que están ocasionando el fuego incontrolable. Y es esta negativa de escuchar diferentes opiniones del presidente Trump la que están utilizando los del partido demócrata para derrumbarlo políticamente y dejar en evidencia su incompetencia.

Un Gobierno que se base en ideas individuales de una persona solo le queda que ver los desastres como la propagación incontrolable de la pandemia y la pérdida del valor adquisitivo y con broche de oro, una ola de incendios que no paran.

Este punto álgido es el que los demócratas quieren hacer ver al electorado, si vale la pena tener a Trump otro periodo más como presidente negando no solo la realidad del virus sino la de los incendios también. Según argumentan, aunque no lo dice, sí sabotea todo lo que sea para proteger al ambiente y la salud de los habitantes.

Biden califica a Trump de “pirómano”

No es de extrañar que Biden aproveche estos errores de Trump para exponerlo al público. Lo ha llamado “pirómano” y ha asegurado que Trump tampoco admitirá que tiene parte de responsabilidad en la crisis ambiental que afecta a Estados Unidos.

Biden se pregunta qué pasaría si gana de nuevo Trump, cuántas casas más tendrán que ser destruidas por su incompetencia.

El presidente Trump puede ser el proclamador de un negacionismo muy duro pero eso no cambia las cosas porque las estadísticas muestran que apenas va la mitad del año y California está convertida en restos de incendios que se extienden por miles de kilómetros, algo extremadamente peligroso. Es como si el Estado batiera su propio récords tras cada incendio y de la boca del presidente lo único que sale es la negación al cambio climático no a la búsqueda de las soluciones.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!