El actual vicepresidente segundo del Parlament, y diputado por Ciudadanos, Jose Mª Espejo, se enfrentó ayer al President Roger Torrent. Todo tuvo su origen hace cinco días, cuando Torrent presentó en nombre del Parlament una denuncia por prevaricación contra el juez Llarena y los demás magistrados del Tribunal Supremo.

Denuncia en nombre del Parlament de Torrent

Torrent entiende que hay acciones constitutivas de los delitos de detención ilegal, vulneración de derechos fundamentales y prevaricación judicial. El President declara en su comunicado que esta denuncia materializa el acuerdo ratificado por la Mesa del Parlament en el mes de abril.

Se llegó a este acuerdo después de que el juez Llarena denegara por segunda vez a Jordi Sánchez el acudir a la sesión de investidura en el Parlament.

Esta denuncia que pretende "no recular ni un milímetro en la defensa de los diputados en la cárcel y en el exilio" ha sido la gota que ha colmado el vaso para el vicepresidente Espejo y el grupo de Ciudadanos.

Respuesta de Espejo a Torrent

En la rueda de prensa convocada por Espejo este martes, acusa de "mentir a la Mesa, a los diputados y a todos los catalanes" por incumplir el acuerdo de la Mesa del Parlament. Aunque se vea una contradicción, pues Torrent presenta la denuncia "en base al acuerdo de la Mesa" y Espejo le acusa de romper este acuerdo, no hay tal contradicción.

Para evidenciar la manipulación de Torrent, Espejo leyó en su comparecencia párrafos íntegros del acuerdo alcanzado por la Mesa.

En él se dice que se delegará en los servicios jurídicos de la Cámara el discernir si hay hechos constitutivos de delito en las acciones de los magistrados, y el emprender acciones penales en caso de haberlos.

Los letrados del Parlament confirmaron que no había ningún hecho que pudiera considerarse delito, por lo que no emprendieron acciones penales.

Por ello, Espejo, en calidad de vicepresidente segundo de la Cámara "se ha visto obligado" a denunciar que el President curse esa denuncia en nombre de todo el Parlament. A la hora de responder a las preguntas de los periodistas, Espejo declaró que no rechazaba el derecho de que Roger Torrent presentara, a título personal, una denuncia por lo que quisiera y a quien quisiera.

Después de ver la utilización de instituciones públicas con fines partidistas: con los lazos amarillos en el balcón de la Generalidad de Cataluña, y demás apropiaciones de los separatistas de lo que es de todos; dijo Espejo, Ciudadanos se ha visto obligado, como grupo parlamentario en el Parlament, a emprender acciones legales.

La denuncia de Torrent ya ha sido archivada por el Tribunal Supremo, pero este enfrentamiento nos hace ver en resumidas cuentas la situación de ruptura social que hay en Cataluña debido al separatismo.

Sigue la página Telecinco
Seguir
Sigue la página Televisión
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!