El hasta hace unas horas Mayor de los Mossos d`Esquadra, Josep Lluís Trapero, ha dado nuevamente muestra de su compromiso y lealtad con la fuerza. Ha sido el primero y hasta ahora único, de los todos los cesados, en aceptar públicamente su nueva condición y pedir a los Mossos que respeten al nuevo mayor.

Ferran López ha sido la mano derecha de Trapero desde abril cuando asumiera el su cargo. Desde el sábado por la mañana ha sido designado por el Ministerio del Interior para ocupar el lugar que Josep Lluís Trapero. Fuentes allegadas a la fuerza policial han manifestado cierto alivio al conocer que López dirigirá el cuerpo policial.

Definido por sus compañeros como un hombre de mucha experiencia y abierto al diálogo, ha enviado una carta a los Mossos apenas se conoceira su designación. En la misiva pedía lealtad para con la fuerza y garantizaba la tranquilidad de los policías catalanes, asegurando que no habría modificaciones en el cuerpo.

Por su parte, Trapero también ha enviado una carta a los Mossos en la que informa sobre su cese y pide que los agentes se mantengan leales y comprensivos con el nuevo director.

Para la policía catalana, la aplicación del 155 significó una intervención mínima, que de momento, mantiene la estructura general de la fuerza de seguridad.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!