El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, ha anunciado no estar de acuerdo con la verificación, que ha puesto la compañía Twitter en algunos de sus comentarios. La red social comenzó a aplicar esta política desde hace un tiempo, como parte de su nuevo procedimiento, ante informaciones engañosas o artificiosas en escritos virales.El 11 de mayo de 2020 Twitter puso en práctica su propuesta de limitar la difusión de contenidos nocivos, para facilitar la búsqueda de información más creíble y veraz.

Estas medidas estaban dirigidas, en un primer momento, a los tweets que propagaban informaciones dudosas sobre el COVID 19, pero se ha extendido a otros comentarios, generando etiquetas y mensajes de advertencia a otros usuarios.

La polémica de dicha decisión concerniente a la compañía, radica en las advertencias que han colgado a los comentarios del presidente de Estados Unidos. En un primer tweet, Trump decía: "No hay forma (¡cero!) de que las papeletas por correo no sean fraudulentas. Robarán los buzones, falsificarán las papeletas, las imprimirán ilegalmente y las firmarán de manera fraudulenta".

En esta ocasión, se refería al plan propuesto por Gavin Newsom, gobernador del estado de California, para votar por correo en las próximas elecciones del 3 de noviembre de 2020, como medida preventiva ante el Coronavirus. Marcar el comentario de Trump como engañoso, provocó que el presidente inculpara posteriormente a la red social por interferir en las elecciones, alegando que, como presidente del país, él no permitiría que sucedieran este tipo de acciones.

El tweet más reciente se refieren a los hechos ocurridos en el estado de Minneapolis

El ciudadano afroamericano George Floyd falleció, tras ser neutralizado en el suelo por un policía. El evento generó múltiples manifestaciones que se extendieron desde el área del suceso, hasta la comisaría del tercer distrito de la ciudad a la que pertenecían los policías implicados en el hecho.

Estas acciones se extendieron a otros estados y fueron subiendo el nivel de incidencia, hasta provocar la toma y quema de la comisaría. Ante tales hechos, el presidente Trump escribió el siguiente tuit: Estos matones están deshonrando la memoria de George Floyd y no voy a dejar que eso ocurra. Acabo de hablar con el gobernador del estado, Tim Walz y le he dicho que el ejército está con él hasta el final.

Asumiremos el control, si comienzan las dificultades, pero, cuando empiezan los saqueos, empiezan los disparos. ¡Gracias! Después de este último tuit del 29 de mayo de 2020, la red social alertó que el mensaje "glorifica la violencia" pues alega la utilización de las armas para contener las manifestaciones.

Las advertencias y alertas en los comentarios de Donald Trump generaron una reacción

Estas y muchas más se verán perjudicadas, después de que el presidente de los Estados Unidos firmara un decreto, que afecta a las diferentes plataformas por confrontar publicaciones dudosas. En esta orden ejecutiva, el mandatario amenaza con retirar a las redes sociales la inmunidad, ante las reclamaciones legales por el contenido que se publica en sus medios digitales y a su vez declaró que Twitter adoptaba decisiones editoriales y promovía activismo político.

Esta es una guerra que acaba de comenzar y que no termina aquí. Twitter, Facebook, YouTube y Google, deberán defender su permanencia en una lucha, a favor de la libertad de expresión sin engaños y tapujos.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!