Publicidad
Publicidad

Justin K. Thannhauser fue un galerista, coleccionista y marchante de Arte alemán que a lo largo de toda su vida se hizo con una magnífica colección de obras de los más destacados artistas [VIDEO]de finales del s. XIX y principios del S.XX. En el año 1978, legó una parte importante de sus fondos a la fundación de Solomon R. Guggenheim. Estas obras forman la exposición que podemos disfrutar en el Museo Guggenheim de Bilbao, desde este 21 de septiembre de 2018 al 24 de marzo de 2019, siendo la comisaria Megan Fontanella y contando con el patrocinio de la Fundación BBVA.

Casi 50 obras de las más representativas del s. XX

Se trata de un conjunto de casi 50 obras, que se encuadran en el impresionismo, postimpresionismo y los primeros maestros de la modernidad.

Advertisement

La muestra se exhibe por primera vez fuera de Nueva York. Aborda los intentos de los artistas de la vanguardia por superar el formalismo del arte decimonónico a través de diversos recursos estilísticos.

En la muestra pueden verse pinturas, esculturas y obras sobre papel, acompañadas de material de archivo como fotografías históricas y libros del archivo de la colección Thannhauser.

Una exposición dividida en tres salas

La exposición se encuentra dividida en tres salas, en la 305 encontramos las obras que se engloban bajo el título “Coleccionando Impresionismo”. Nos encontramos con obras como Ante el espejo (Devant la glace, 1876) de Manet, que representan una nueva temática sorprendente y escandalizadora para la sociedad de su tiempo. Ante este cuadro el espectador se inmiscuye en un momento íntimo de una cortesana en su tocador.

Advertisement

Mujer con periquito es una obra de Pierre-Auguste Renoir que prefigura su posterior incursión en el impresionismo.

En la sala 306 encontramos las obras bajo el título “Coleccionando posimpresionismo y arte moderno temprano”. Con obras de dos artistas tan fundamentales para la historia del arte como Vincent Van Gogh, por ejemplo Montañas de Saint-Remy (Montagnes à Saint-Rémy, julio de 1889) y Paul Gaugin. Pero también otras del fauvista Georges Braque como Paisaje cerca de Amberes (Paysage près d’Anvers, 1906) o Los jugadores de fútbol (Les joueurs de football, 1908) de Henri Rousseau.

La sala 307 está en su totalidad dedicada a Pablo Picasso, que fue amigo de Justin K. Thannhauser desde que en 1913 organizó su primera exposición en su galería de Múnich hasta su muerte en 1973. Más de 30 obras de Picasso que abarcan todas sus etapas artísticas forman parte de la colección, como ejemplos Le Moulin de la Galette (1900), Fernande con mantilla negra (Fernande à la mantille noire, 1905–06) y La mujer del pelo amarillo (Femme aux cheveux jaunes, 1931)

La exposición [VIDEO] nos permite analizar a través de la visión de las distintas obras la evolución del arte a lo largo de todo el s. XX, pudiendo centrarnos en cuestiones tan relevantes como el ideal de belleza, la globalidad, las relaciones de género, etc.