Los ejecutivos de Netflix y los creadores de la serie han trabajado muy duro y entienden que el estreno implica mucho esfuerzo. Es por eso que han decidido retrasar el estreno de la tercera temporada de la serie hasta el verano del 2019. Además los productores tomaron la decisión de dar a la tercera temporada, sólo ocho capítulos, un capítulo menos que la temporada anterior. Estos episodios se comenzaron a grabar en el mes de abril, sin embargo, ya es un hecho que no se estrenarán hasta el verano de 2019, lo que llena de expectativa a todos sus seguidores.

El tiempo en espera valdrá la pena

El largo tiempo de espera permitirá que los hermanos Duffer desarrollen mejor las relaciones entre los personajes, tejan buenas intrigas de la trama que se ubica en el año 1985.

Además, tendrán más tiempo para situar a los nuevos personajes, y puedan relacionar la historia al gran referente de la temporada tres, una de las franquicias cinematográficas más exitosas de todos los tiempos: Volver al Futuro.

Es importante recordar, que la serie se ha basado hasta ahora, en las películas más taquilleras de los años 80, por lo que hace claras referencias a Los cazafantasmas, ET el extraterrestre, Poltergeist o Alien, el 8vo Pasajero, lo cual es lo más atrayente de la serie.

La tercera temporada trae sorpresas

La primera sorpresa es el salto en el tiempo, lo que fue una decisión obligada para los guionistas, ya que los protagonistas crecen rápidamente y pasaron de ser niños a ser adolescentes.

Esto podría implicar que los personajes ya no estén en 8vo grado si no cursando asignaturas de secundaria. Esto provocaría una evolución en la trama de la producción. Las otras sorpresas están íntimamente relacionadas con los juegos, Upside Down y Mind Flyer, de donde nace el universo paralelo y se desarrolla la serie.

Esa es la escasa información que se ha filtrado sobre la tercera temporada, lo que puede hacer que el período de espera parezca más largo. Sin embargo, se anticipa una temporada con capítulos más épicos que los anteriores, con arcos dramáticos más interesantes, con personajes más crecidos, cronológica y mentalmente hablando, para enfrentar la epopeya.

Además, como parte del crecimiento de los personajes se exploran las relaciones que surgen entre ellos, el primer beso, el primer amor o ¿Se podría hablar de los primeros amores? Claro, entre muchachos de trece y catorce años de edad. Para esto, hay que trabajar esas historias con delicadeza, porque la inestabilidad marca las relaciones amorosas en ese período de la vida, lo que le imprime mayor interés a la serie que promete una tercera temporada de antología.

Sigue la página Series
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!