El ejército de Siria y su aliado, las fuerzas aéreas rusas, lanzaron alrededor de 90 ataques aéreos contra la provincia de Idlib, ubicada al noroeste de Siria en la frontera turca, este sábado 8 de septiembre. Dichos ataques fueron catalogados como los "más intensos y agresivos" del último mes, según el Observatorio Sirio de Derechos Humanos, y dejaron al menos cinco muertos. Los bombardeos se produjeron un día después de que Irán, Turquía y Rusia pidieran un alto al fuego a la operación militar de Bashar al Asad.

Al menos cinco civiles muertos

Los ataques aéreos perpetrados por Rusia y Siria afectaron especialmente el sureste de la provincia norteña de Idlib, además de las regiones de Al Latamna, Jan Shijún y Tel Aas. Inicialmente la organización no gubernamental Observatorio Sirio de Derechos Humanos, cuya sede se encuentra en el Reino Unido, informó que se desconocía si había víctimas. Sin embargo, luego se dio a conocer que, como consecuencia de los bombardeos, al menos cinco civiles habían fallecido, de los cuales cinco han sido niños. Asimismo, la ONG señaló que estas cifras pueden aumentar en las próximas horas.

El Gobierno sirio había advertido del ataque

Apenas un día antes de efectuarse este ataque, Rusia, Irán y Turquía habían solicitado a las líneas armadas en Idlib, que bajaran las armas, para evitar una “tragedia humanitaria”. Cabe destacar que el Gobierno sirio y su aliado, Rusia, habían advertido que lanzarían una ofensiva a los "terroristas" que controlan Idlib con el objetivo de recuperar este territorio. Un comandante del ejército sirio informó que, por el momento, aparte de los ataques realizados, no se planean nuevos ataques terrestres.

El grupo HTS controla Idlib

El ejército sirio ya ha recuperado varias regiones en los últimos meses pero la provincia de Idlib aún permanece bajo el control de grupos terroristas. El Haiat Tahrir al Sham (HTS) es el principal grupo rebelde que controla este territorio aunque existen otros en la zona. El HTS, que se ha vinculado con la organización terrorista Al Qaeda, tiene alrededor de unos 10 mil seguidores, así lo señaló Staffan de Mistura, intermediario de la ONU para Siria.

Al menos 400 mil víctimas fatales ha dejado la guerra en Siria desde marzo de 2011 mientras que millones de sirios han sido desplazados. De ahí que las Naciones Unidas han señalado su preocupación dado que en Idlib viven alrededor de 3 millones de habitantes y de continuar los ataques, pudiera convertirse en la mayor tragedia humanitaria de este siglo.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más