Funcionarios de la Policía en la India encontraron este lunes en Nueva Delhi a los miembros de una familia de once integrantes, quienes fueron hallados con los ojos vendados y con las muñecas atadas, colgados de una viga, en lo que se supone que era un ritual “espiritual místico”, y en el cual sus miembros fallecieron.

Las autoridades descartaron las pruebas de asesinato por robo, ya que encontraron prendas de valor dentro de la vivienda, así como otras pertenencias de alto valor monetario.

Aunque en un primer momento se manejó el móvil del asesinato por robo, este fue descartado y en su lugar se estudió la posibilidad de un suicidio ritual, tomando en cuenta las declaraciones que establecen que una de las descripciones halladas en las notas de suicidio es la del desarrollo de una experiencia mística y espiritual.

Los cuerpos fueron encontrados el domingo 1 de julio, en el interior de una residencia de Burari, Nueva Delhi. Entre otros hechos de la investigación, destaca el que algunas mujeres fueron encontradas con sus prendas de oro y teléfono celular.

Una experiencia casi religiosa

Según detalla el comisionado de la policía de Burari, Vinit Kumar, a la agencia de noticias Efe, la hipótesis del suicidio tiene lugar ya que la mayoría de los miembros de la familia fueron encontrados maniatados y vendados, cada uno con notas específicas de cómo debían hacerse los nudos y vendarse los ojos. De la misma manera, el cuerpo del onceavo miembro de la familia, una mujer anciana cuya edad no se especifica, fue hallada en un cuarto contiguo, sin marcas de ataduras, sin vendaje y posiblemente sin nota de suicidio.

Al momento de redactar esta nota, no se habían esclarecido aún los motivos del hecho. Las víctimas eran propietarias de un negocio de muebles y una tienda de alimentos en la zona. Lo que realmente inquieta es que no se había apreciado ningún cambio sustancial en la manera de ser de las víctimas.

Problema común en el país asiático

India, país caracterizado por sus austeras prácticas religiosas, se ha visto en problemas más de una vez con motivo de los suicidios rituales, comunes en el subcontinente.

Algunos de los que se pueden citar es el sati, donde la mujer que enviuda se inmola en una hoguera al momento de incinerar el cadáver de su marido en una pira ritual, para acompañar a su esposo al más allá. Actualmente, muchas de estas prácticas se encuentran prohibidas por el Parlamento indio, al considerarlas inhumanas.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más