Vladimir Putin, el actual presidente de Rusia, comentó en el foro económico en San Petersburgo que dimitirá de presidente cuando termine su mandato en 2024. Parece ser que su decisión no ha sorprendido en sus círculos, ya que este año cumplirá 66 años y terminará su cuarto mandato con 71.

Putin afronta su cuarto mandato

Hace dos meses Putin se llevó sus cuartas elecciones para presidente consiguiendo 56.430.712 votos, es decir, el 76,69%.

Desde el primer momento se sabía que iba a ganar por el carisma que ha marcado durante los últimos 18 años, y se demostró el día de la votación ya que aumentó casi un 25% comparadas con las del 2012, sus rivales Pavel Grudinin y Vladimir Zhirinovski no pudieron hacer nada con el de Leningrado. Con esa victoria consigue su cuarto mandato, el primero fue entre 2000-2004, el segundo entre 2004-2008, el tercero 2012-2018 y el de ahora que terminara en 2024.

La elección de no presentarse al siguiente es algo que se ha podido entender dentro del partido y de los periodistas del país, ya que si se animara a estar en la siguiente las encabezaría con 71 años, algo que ya carga en los hombros. El propio Putin habló sobre ello: “Siempre he respetado estrictamente y acepto la constitución de la Federación de Rusia. En la constitución está claramente escrito que nadie puede cumplir más de dos términos en una fila...

Tengo la intención de cumplir con esta regla”. Y es justamente lo que parece, ya que cuando terminó su segundo mandato no se podría presentar a las siguientes.

En el año 2008 cuando terminó la legislatura Putin no se podía presentar a presidente porque hay una norma que dice que no puedes optar a presidente tres veces seguidas, por tanto, se presentó Dmitri Medvédev y él se quedó al final como presidente del Gobierno. Algo que solo ejerció cuatro años, ya que volvió a presentarse a las elecciones en 2012.

18 años en el primer plano político

Además de ser presidente de Rusia, Putin ha tenido otros cargos como el de Secretario del Consejo de Seguridad Nacional, Director del Servicio Federal de Seguridad o presidente del Consejo de Ministros de la Unión de Rusia y Bielorrusia. Pero también estudió derecho y trabajó desde 1970 en la KGB hasta su desaparición. Además, una de sus mayores aficiones es la de practicar judo, donde se le ha visto alguna vez entrenar.

Aun así, no se descarta la posibilidad del que el propio presidente renuncie en el cargo si ve que no puede seguir en él, aunque según lo visto será algo casi imposible.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más