Las catastróficas consecuencias del Coronavirus no solo han sido sanitarias, con miles de vidas perdidas, sino también económicas. En el segundo trimestre del año se ha destruido 1,1 millones de empleos en España – sin contar con los tres millones de personas afectadas por el ERTE de abril – haciendo que España haya alcanzado un 15,3% de parados, haciendo que la EPA (Encuesta de Población Activa) realizada por el INE (Instituto Nacional de Estadísticas) dé el peor resultado de la historia.

Los afectados por ERTE no cuentan como desempleados en la estadística

Al finalizar junio, según la EPA el número de parados era de 3.380.000, en contraposición a la población ocupada o activa, que eran 18.600.000.

La encuesta cuenta con algunas salvedades, como las personas afectadas el ERTE (Expediente de Regulación Temporal de Empleo). La estadística no cuenta a los tres millones de personas afectadas por este dado que a efectos estadísticos son personas activas, aunque estén en suspenso de empleo.

Se ha producido un descenso del 22,5% de horas trabajadas efectivas respecto al anterior trimestre

Además, debido a los ERTE - tanto si ha sido una suspensión como reducción de jornada laboral – y a otro tipo de ausencias al trabajo, han hecho que 4,7 millones de personas no trabajaran la semana anterior a que se realizase la entrevista de la EPA, lo cual ha sido traducido por las estadísticas como una disminución del 22,5% de horas de trabajo efectivas respecto al primer trimestre de 2020.

Muchas personas no han sido calificadas como ‘paradas’ sino como ‘inactivas’

Por otra parte, el INE no ha calificado a todas las personas que perdieron su empleo debido a la pandemia como parados, una gran parte pasaron a considerarse inactivos. Esto es debido a que muchas de esas personas, por el confinamiento y cierre de empresas, no pudieron buscar empleo, a pesar de estar disponibles para trabajar, por lo que, según los estándares de la OIT (Organización Internacional del Trabajo) no pueden ser clasificados como parados.

Las Comunidades Autónomas más afectadas por la destrucción de empleo han sido Andalucía, Cataluña y la Comunidad Valenciana. Estos datos auguran un otoño muy negro, según palabras de Unai Sordo, líder de Comisiones Obreras. Esto se junta a que dentro del propio Gobierno hay un gran debate sobre cómo enfrentar esta situación entre la ministra de Economía, Nadia Calviño, y la ministra de Empleo, Yolanda Díaz.

Jamás se había producido en la historia de la EPA una destrucción de empleo semejante

Ni en la crisis de 2008 hubo un periodo tan negro de destrucción de empleo. Respecto al primer trimestre de este año se han ido al paro 55.000 personas –solo en 2012 hubo un trimestre peor, en donde 62.000 personas se fueron al paro– pero la cifra de destrucción de empleo jamás había alcanzado estas cotas desde que se empezó a hacer la EPA en 1976.

Sigue la página Coronavirus
Seguir
Sigue la página Podemos
Seguir
Sigue la página Historias
Seguir
¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!