Blanca Fernández Ochoa había ido a las montañas de La Peñota, a realizar una escapada para desconectarse del día a día, un lugar que ella misma conocía de previas escapadas sola, con amigos y familia fue el destino que eligió la campeona y que acabó con un trágico final. Ahora a la espera de conocer las causas de su muerte, los forenses aclaran las pistas encontradas. Una familia destruida por la muerte de Blanca, “se consuela con saber que no sufrió al morir”.

Pastillas y una botella de vino aparecieron junto a su cuerpo

La deportista fue hallada sin vida, al mediodía del miércoles, luego de ser buscada por toda el área donde se denunció que había desaparecido. La búsqueda se realizó con drones policiales, y la encontraron en el Pinar Solana de la Molinera, un informante guió a la policía en su búsqueda gracias a que había estado conversando con Blanca sobre su destino.

Los forenses siguen investigando la causa de la muerte y la policía trata de hacer la reconstrucción de los hechos ya que se encontraron pastillas de litio en su mochila, y una botella de vino a su lado.

A la espera que los análisis toxicológicos arrojen luz sobre la muerte de Blanca

La deportista se encontraba con pastillas de litio en su mochila y estas poseían unos envases que debía tomarlas en un cierto orden.

Según el médico forense, las pastillas pueden ser mortales y deben ingerirse correctamente según lo indicado por un médico de acuerdo al diagnóstico de los pacientes que toman ese tipo de medicamentos.

Los análisis toxicológicos aportarían los hechos correspondientes y hasta ahora la causa no se ha establecido como un suicidio o muerte voluntaria. En los exámenes se evaluaría la ingesta de litio, y si fue ingerida junto al alcohol encontrado a su lado.

Recordemos que Ochoa fue encontrada junto a una botella de vino a su lado, el alcohol junto a los fármacos de litio pueden producir una sobredosis que provocaría la muerte.

Los forenses están analizando si la botella de vino correspondía a la deportista, o si es una coincidencia que la misma se encontrara a su lado. El informe de la autopsia no logró ser completado y los resultados de las pruebas se conocerán en los próximos días según lo informado por el portavoz de la familia. Todavía no les entregaron el cuerpo para cremarlo, según los deseos de los hijos de Ochoa y de ella misma en vida.

La familia está a la espera de la entrega del cuerpo, pero al ser ahora parte de un caso judicial, no se sabe si podrán hacerlo o deberán recurrir a inhumarla. Sus allegados en realidad no estaban al tanto si Blanca tenía razones para atentar contra su vida misma, ya que aunque había tenido problemas en sus matrimonios no había razones para pensar en cosas raras como la de un suicidio.

¡No te pierdas nuestra pagina de Facebook!!
Haz clic para leer más