Ha terminado el mundial de Rusia 2018. Tendremos que esperar cuatro años para el siguiente mundial, que se celebrará en Qatar y que dará que hablar por su oscura designación como sede y por el complejo calendario que tendrá. Pero la noticia sigue estando todavía en la final [VIDEO] que se jugó ayer y que dejó algunos aspectos fuera del terreno de juego.

Los espontáneos de Pussy Riot en la final

Cuatro personas invadieron la cancha de juego, durante el transcurso de la final. El colectivo feminista “Pussy Riot” reinvindicó el acto. Los espontáneos que saltaron minutos antes de que Mbappé lograra el tercer tanto, pedían libertad para los presos políticos y que no se encarcele por “likes”.

Este fue el único incidente de este tipo que ha tenido lugar durante el transcurso del campeonato, en el que tampoco han sucedido altercados entre aficiones. Asunto que da que pensar sobre la seguridad, conocida la agresividad de los seguidores más ultras de algunas selecciones.

Los abrazos de la presidenta de Croacia

Entre los aficionados podemos encontrar celebridades que siguen a sus selecciones mostrando tanto sus alegrías como sus decepciones, lo que en este mundial ha llamado la atención ha sido la presidenta de Croacia, Kolinda Grabar-Kitarović y su manera de mostrarse ante el mundo. Ayer su gesto de abrazar a sus jugadores bajo la lluvia y la derrota conmovió a mucha gente. Su figura con la camiseta de la selección de su país le ha hecho popular durante el desarrollo del campeonato y ayer al finalizar el encuentro su gesto ante los jugadores croatas nos ha dejado una de las imágenes del encuentro.

La instantánea de Emmanuel Macron

Igualmente, el presidente Emmanuel Macron nos regaló unas instantáneas fotográficas de altura por su manera de celebrar los goles con las que Francia [VIDEO] se coronaba por segunda vez campeona del mundo.

Nos recuerdan a algunos, como Sandro Pertini, ganándose nuestra simpatía cuando en la final del mundial 82, celebrado en España, Italia vencía a la República Federal de Alemania y en el palco se levantaba aplaudiendo ante la mirada del resto.

Una espontaneidad que en alguna ocasión ha sido censurada, pero que suele ser bien acogida cuando nos regalan imágenes como esta, y es que esa formalidad impuesta entre los dirigentes en los palcos resulta un poco antinatura.

Francia celebra el triunfo de su selección

Evidentemente, con el triunfo de los “bleus” la locura se desató en Francia, gente en las calles celebrándolo por todo lo alto. Resultó llamativo como la red de metro parisina cambió el nombre de seis de sus estaciones para así, homenajear a sus campeones, como por ejemplo la parada de los campos Elíseos que amaneció hoy lunes con el nombre de “Deschamps-Élysées Clemenceau, o Victor Hugo Lloris, On a 2 Étoiles